14 de octubre de 2019 | Actualizado 7:08

Oficemen alerta del estancamiento en el consumo español de cemento

Las exportaciones caen por encima del 10% hasta octubre y acumulan ya un año y medio en números rojos, según los fabricantes de cemento

El departamento de Estudios de Oficemen ha publicado los últimos datos del Índice de Demanda de Cemento (IDC), donde se ha registrado un crecimiento interanual en el mes de noviembre del 9,2%, lo que supone una caída de 2,4 puntos respecto al mes anterior. Éstos son los datos que recoge el Barómetro del Cemento, que trata de un indicador adelantado del consumo de cemento elaborado por la asociación. Además, en cuanto a las exportaciones, se refleja un año y medio de caídas, mientras que la producción “continúa estancada”.

En el último periodo disponible, que transcurre desde el mes de diciembre del 2017 hasta noviembre del año siguiente, Oficemen afirma que se han consumido en España 13,4 millones de toneladas de cemento, que se traduce en 1,1 millones de toneladas más que en el mismo periodo anual anterior. Asimismo, ha señalado que “la demanda de cemento continúa creciendo, aunque con unos volúmenes de consumo anual absolutos estancados en mínimos históricos, similares a los del año 1967”. De esta forma, el presidente de Oficemen, Jesús Ortiz, ha añadido que “España necesita más obra pública. Miramos con optimismo el crecimiento inversor contemplado por Fomento en los presupuestos para 2019, pero, desgraciadamente, la incertidumbre permanece, ya que las cifras de ejecución final no han ido parejas al presupuesto en los últimos años”.

En materia de exportaciones de cemento y clínker, la asociación ha anunciado que “continúan con su evolución negativa iniciada hace ya 18 meses y que acumulan ya un año y medio en números rojos”. Los resultados han registrado una reducción del 10,25% en el conjunto de las exportaciones. A juicio de Oficemen, el statu quo de la producción permanece inmovilizado en mínimos históricos, como consecuencia, del ascenso de los precios de los derechos de emisión de CO2 y los costes eléctricos.