21 de mayo de 2019 | Actualizado 21:38

Los supermercados Alimerka invierten 14 millones en mejorar la sostenibilidad de su logística

La empresa asturiana de supermercados ha apostado por el GNL para su flota de camiones y por las furgonetas eléctricas para reducir su huella de carbono
Vehículos de la compañía en la plataforma logística de Lugo de Llanera (Asturias) | Alimerka

La cadena de supermercados Alimerka ha destinado 14 millones de euros en reducir las emisiones de su flota de transporte y en instalar placas fotovoltaica en su plataforma logística de Lugo de Llanera (Asturias). Concretamente, ha invertido 12 millones de euros en reconvertir toda su flota de camiones a modelos GNL y otros dos millones en instalar más de 7.500 paneles fotovoltaicos en su centro logístico. Desde estas instalaciones, distribuye los productos a los 166 puntos de venta repartidos en Asturias, Castilla y León y Galicia.

La flota de camiones de Alimerka está formada por 66 vehículos, todos ellos Scania G340, que «reducen hasta el 30% las emisiones de dióxido de carbono y producen aproximadamente la mitad del ruido que un camión convencional, lo que les hace válidos para la distribución dentro del casco urbano», han explicado desde el empresa de supermercados. Los vehículos propulsados con GNL cuentan con una autonomía de mil kilómetros y recargan sus tanques desde la propia base logística de la compañía. Según datos de Alimerka, los camiones «recorren más de tres millones de kilómetros anuales y pueden transportar un promedio de 6 a 12 toneladas de mercancía por vehículo en cada desplazamiento».

Toda la flota de camiones de la cadena de supermercados funciona con el modelo Scania G340, propulsados con GNL

Esta apuesta por el GNL se complementa con la renovación de su flota de furgonetas, llevada a cabo en marzo de 2018. Hace un año, Alimerka adquirió 25 furgonetas eléctricas Renault Kangoo ZE Maxi. La inversión en esta flota de vehículos eléctricos superó los 900.000 euros, según la compañía.

PLACAS FOTOVOLTAICAS Y AMPLIACIÓN DEL CENTRO LOGÍSTICO
En cuanto a las placas fotovoltaicas de la plataforma logística, se han situado en las dos naves que lo conforman en la actualidad. Además, «el objetivo de Alimerka es que al menos 16 de sus supermercados y el cebadero de ganado que la cadena tiene en Villaviciosa también terminen abasteciéndose a partir de este tipo de energía» en octubre de 2020. Está previsto que con los paneles de la instalación logística, que cuenta con una superficie de 46.000 metros cuadrados, se logre reducir la emisión de dióxido de carbono en más de 1.028 toneladas anuales. Cuando se sumen los 16 supermercados el año que viene, a la reducción de emisiones habrá que añadir otras 655 toneladas menos al año.

Por otro lado, la cadena de supermercados está ultimando la ampliación de su plataforma logística, que se inauguró en 2009, para añadir una tercera nave. Esta ampliación permitirá añadir 8.250 metros cuadrados, de los que 3.000 se dedicarán a temperatura ambiente, otros 3.000 para refrigerados y 2.250 para congelados. Según ha podido contrastar esta publicación, se invertirán 16 millones de euros y está previsto que se finalicen las obras en verano de este año.