17 de septiembre de 2019 | Actualizado 18:57

El coste del intermodal frena la competitividad de las empresas españolas

Los operadores intermodales solicitan infraestructuras dedicadas para mercancías y apartaderos para trenes de mayor longitud
La consejera de Economía, Industria y Empleo del Gobierno de Aragón, Marta Gastón, en la clausura de la jornada sobre transporte intermodal | Gobierno de Aragón

Las empresas españolas están perdiendo competitividad como consecuencia de los costes del transporte intermodal en la Península Ibérica. Aunque España cuenta con empresas realmente competitivas en el ámbito productivo y fabril, cuando le añadimos el coste del transporte intermodal, el resultado es considerablemente caro, lo que comporta una pérdida de la competitividad, según han expuesto los participantes de la jornada ‘Intermodalidad en la Península Ibérica’, organizada por la Fundación Ibercaja y la Universidad de Zaragoza.

Según se concluye de la mesa redonda de este encuentro, el incremento de los impuestos europeos sobre el combustible y sobre la emisiones de CO2 es un obstáculo muy importante para las compañías que operan en la Península. El presidente de la empresa de fabricación de contenedores y cajas móviles Equimodal, Pedro Domínguez, ha participado en esta jornada y ha explicado que “estamos peor ahora que hace 20 años”. Entonces, ha añadido Domínguez, “enviábamos contenedores a Noruega, que salían de Zaragoza, y lo hacíamos con un transporte rápido y eficiente con el medio ambiente”. Ahora, “tenemos que llevar los contenedores a Barcelona por carretera para que salgan desde allí y, además, pagamos unos impuestos muy elevados”.

El presidente de Equimodal, Pedro Domínguez, ha lamentado que “estamos peor que hace 20 años”

Otro de los participantes, el presiente del operador intermodal Combiberia, José Ramón Obeso, ha explicado que ninguna las 102 plataformas de la empresa funciona. Respecto del Corredor Mediterráneo, ha señalado que “no se puede crear una línea de alta velocidad para pasajeros, que llega a los 300 km/h, y pretender que por la misma pasen los trenes de mercancías a 100 km/h”. A su juicio, “necesitamos infraestructuras únicamente para las mercancías”. En este sentido, el director ejecutivo del operador ferroviario portugués Medway (MSC), Bruno Silva, ha apuntado que, para la intermodalidad dentro de la Península, “nos vale con el ancho de vía ibérico, pero necesitamos inversión para evitar rampas y pendientes y hay que permitir el cruce de trenes más largos”. Esta opinión la ha compartido también el director de Operaciones e Intermodalidad del puerto de Algeciras, Juan José Aguilar, que ha añadido que “necesitamos más apartaderos para que se pueda realizar este cruce de trenes con más vagones”.

FALTA DE PLANIFICACIÓN DE FOMENTO
La falta de planificación del ministerio de Fomento en transporte intermodal es otra de las quejas que ha surgido de la jornada, en este caso, liderada por el director gerente de Aragón Plataforma Logística, Francisco de la Fuente: “Necesitamos que nos digan con qué elementos vamos a contar para poder ganar en competitividad intermodal y en el ministerio nadie sabe nada”. De la Fuente ha puesto un ejemplo concreto: “Estamos construyendo una terminal en Caspe y vamos a poner ancho de vía ibérico porque, en los próximos 10 años, no vamos a tener ancho de vía UIC”. Aun así, “no podemos renunciar a la aspiración de ancho de vía internacional y tenemos que seguir luchando para conseguirlo”.