20 de junio de 2019 | Actualizado 21:09
Eva Mira Directora general de ADL

“El responsable de tráfico y el director de operaciones son los perfiles más difíciles de encontrar en el mercado”

La directora general de ADL Logística, Eva Mira | ADL Logística

Perfil

Eva Mira
Eva Mira
Economista y diplomada en Ciencias Empresariales, Eva Mira es la directora general de la Asociación para el Desarrollo de la Logística (ADL), un punto de encuentro de profesionales y empresas logísticas con unos 25 años de experiencia.

Ha tenido la oportunidad de presenciar la evolución constante en la que la industria logística se encuentra desde que hace 25 años tomó las riendas de ADL Logística, una entidad focalizada en ofrecer formación al sector. Las nuevas tecnologías, el e-commerce y la última milla son solo algunos de los factores que han cambiado la manera de concebir muchos de los procesos pero, tal como explica Eva Mira, los fundamentos del sector siguen siendo los mismos. La asociación tiene como objetivo promover networking y ofrecer formaciones para dar respuesta a las necesidades del día a día de los profesionales.

¿Cómo ha cambiado el foco de los cursos y seminarios que ofrece ADL Logística desde que asumiste el cargo de directora general y hasta el presente?

Ha cambiado, como todo en la vida, a marchas forzadas y muy rápido. Como asociación profesional, nuestro objetivo es generar valor añadido y para eso tenemos que ir por delante del conocimiento. Se trata de indagar cuales son esos cambios para luego poder ofrecer una formación a nuestros socios y al mercado. Las tecnologías, sobre todo aplicadas a la logística, son las que realmente más lo han propiciado.

¿Ha evolucionado el concepto de logística desde entonces?

Considero que no. El concepto de la gestión de la cadena de suministro siempre ha estado integrado por las compras, aprovisionamiento, almacenamiento, fabricación y distribución final tanto al cliente como a grandes superficies. El concepto siempre ha sido el mismo, pero algunos lo han malinterpretado y tienden a enfocarlo solo en el transporte. Y no, para nada, esta es solo una pata muy pequeñita dentro de la logística. Por lo tanto, el concepto de logística integral sigue siendo el mismo.

El transporte es solo una pata muy pequeñita dentro de la logística”

¿Qué cursos de ADL Logística tienen más éxito en la actualidad?

Es la gran pregunta. Depende de cada actividad, negocio o empresa. En ADL, ofrecemos formación tanto presencial como ‘blended’ y online, y siempre me sorprende comprobar que no hay previsiones lógicas para la formación: unas se llenan y otras no tanto. No obstante, los almacenes tienen demanda absoluta, tanto en temas de seguridad como en reducción de costes. También se nota que las empresas demandan bastante los cursos relacionados con el big data, la inteligencia artificial (IA) o el blockchain. Dependiendo de las necesidades y de los picos, sacamos cursos que se adecúan a lo que demanda el mercado. Unos salen mejor y otros peor, pero eso no quita que no sean demandados por las empresas.

¿Los alumnos suelen preferir los presenciales o los online?

Presenciales, totalmente. Siguen una tendencia marcada, quizás por poder tocarlo en vivo y en directo y por tener al profesional delante. No obstante, cada vez están más en auge los cursos online y los que alterna parte online y presencial. ¿Por qué? Porque no tenemos tiempo y porque la tecnología está introduciéndose en la formación online y la mejora. 

Los cursos de almacenes y relacionados con las nuevas tecnologías son los más demandados”

¿Existe la suficiente formación logística en España?

Creo que sí, somos muchas entidades las que lideramos esta formación, con muchos años y experiencia… Existe una buena oferta, cada vez mejor, porque las empresas saben que el mundo de la gestión de la cadena de suministro es algo importantísimo.

¿Da tiempo a que los alumnos se involucren y adquieran todos los conocimientos deseados en un periodo tan corto de tiempo?

Considero que sí, si la temática es muy concreta y el grupo es homogéneo en su conocimiento. Si a algún alumno se le ha quedado corto, siempre incluimos en los cursos bibliografía específica, casos prácticos y material audiovisual complementario para que pueda profundizar.

Consideramos que si no se está trabajando, es mejor no realizar un máster, sea el que sea”

¿Ofrecen formaciones solo para profesionales o también para personas que quieren iniciarse en el mundo de la logística?

Solo profesionales. No obstante, tenemos un vehículo para que la gente joven, cuando acabe sus carreras universitarias, pueda dar el salto al mundo profesional con una buena formación a través del máster y postgrado junior, el único que tenemos. El resto de formaciones profesionales son muy avanzadas. Si no están trabajando, ADL les busca prácticas con convenios de cooperación educativa durante los diez meses que dura el máster. Consideramos que si no se está trabajando, es mejor no realizar un máster, sea el que sea. ADL es muy fehaciente en ese aspecto.

¿Existe algún perfil profesional que las empresas busquen en la actualidad, pero que les cueste encontrar?

Varios. Por ejemplo, el responsable de tráfico es uno de los puestos de trabajo en los que cuesta encontrar a buenos profesionales. O el director de operaciones, que también es un puesto que requiere de mucha experiencia y a veces no se encuentra.

No tiene nada que ver la preparación de un pedido e-commerce con el picking tradicional”

¿Qué perfiles profesionales requerirá la logística del futuro, que hoy en día aún no existan?

Las tecnologías y la digitalización afectarán ampliamente a los perfiles profesionales. Pero no solo en la logística, sino en todas las facetas de una empresa y en todos los departamentos. La famosa industria 4.0 hace que los trabajos se modifiquen y se reestructuren, es una adecuación al nuevo mundo. Además, las nuevas generaciones entran con otra cultura totalmente distinta.

¿Cómo puede afectar a la logística la robotización y la automatización?

Sin duda, para bien. La tecnología siempre está para mejorar: robots, sistemas de gestión de almacenes, ERPs… Para mí, eso siempre es bueno, aunque derivará evidentemente a un cierto miedo a perder algunos puestos de trabajo. Pero se reinventarán otros que darán solvencia a esa tecnología, a esos robots, a esa digitalización, con lo cual no me preocupa, al revés, las tecnologías son maravillosas.

Las nuevas generaciones demandan flexibilidad y, al ser tecnólogos de nacimiento, trabajar desde casa”

¿Qué impacto está generando el e-commerce y el reparto de última milla en la oferta formativa?

El impacto en general es revolucionario. Los operadores logísticos son los que más lo están experimentando y está claro que el e-commerce va a ir cada vez a más. En cuanto a formación, no lo tocamos mucho porque se trata de negociaciones entre operadores logísticos, es algo entre ellos. Aun así, sí que disponemos de programas formativos, sobretodo online, muy concretos del e-commerce: última milla, preparación de pedidos, gestión de los almacenes… No tiene nada que ver la preparación de un pedido para el e-commerce con el picking para un pedido tradicional. Ahí sí que estamos dando mucha formación, porque las empresas están teniendo grandes problemas. Gestionan los almacenes de la misma manera y no, no se puede gestionar igual.

¿Cómo se puede incrementar el atractivo del sector logístico para atraer el talento?

Con flexibilidad y aumento de los salarios. Las nuevas generaciones demandan flexibilidad y, al ser tecnólogos de nacimiento, poder trabajar desde casa. Además, también se encuentra ese mimo del que muchas veces carecen los grandes directivos o las personas que tienen mucho personal a su cargo. Cada vez se echa más en falta. Por eso, creo que volver a reforzar un poco esos valores humanos nos permitirá atraer el talento.