18 de septiembre de 2019 | Actualizado 18:46
Salvador de la Encina y Mercè Conesa | M.V.

Puertos del Estado reitera su compromiso con los accesos ferroportuarios de Barcelona

De la Encina considera que la autoridad portuaria barcelonesa es un ejemplo a seguir, pero que “necesita todavía mejorar en infraestructuras”

El presidente de Puertos del Estado, Salvador de la Encina, se ha reunido hoy con la presidenta del puerto de Barcelona, Mercè Conesa, después de su visita de ayer a la Autoridad Portuaria de Tarragona. De la Encina ha reconocido el papel de Barcelona como puerto de referencia junto a Algeciras y Valencia, y ha asegurado que “es un ejemplo a seguir, pero necesita todavía mejorar en infraestructuras”. En este sentido, el presidente ha manifestado el compromiso de Puertos del Estado para trabajar en los próximos meses “con cooperación, entendimiento y diálogo” en los accesos ferroportuarios.

“Si al puerto se le dota de estos instrumentos ya no será solo uno de los líderes nacionales, sino también mundiales”, ha afirmado. “Hay que avanzar en las estructuras necesarias para hacer de este gran puerto, un puerto aún mayor”. Por su parte, Conesa ha destacado que el puerto tiene “retos importantes, pero no tengo duda de que los vamos a poder abordar en los próximos meses”.

El presidente también ha hecho referencia al nuevo convenio colectivo para los trabajadores portuarios después de diez años, que se publicará en el BOE en los próximos días. Asimismo, ha señalado que el desafío pendiente en referencia a la estiba “es actualizar la plantilla que tenemos a la modernidad que nos exigen los cambios tecnológicos”.

“Hay que actualizar la plantilla de la estiba a la modernidad que nos exigen los cambios tecnológicos”
Salvador de la Encina Presidente de Puertos del Estado

En cuanto al estudio para definir el marco estratégico de los puertos, De la Encina ha anunciado que técnicamente ya está definido. No obstante, la delegada del Gobierno en Catalunya, Teresa Cunillera, ha remarcado que “no partíamos de cero, sino desde posiciones muy en negativo”. En este sentido, ha resaltado su predisposición a dialogar y a implicar a las instituciones que tienen responsabilidad en este tema.

Además, en referencia al puerto de Barcelona, ha asegurado que “tiene una potencia, un dinamismo y una capacidad que requiere de actuaciones que en otros puertos no hacen falta”. En este sentido, ha anunciado que el Gobierno tiene “un compromiso claro para que este sea el puerto que tiene que ser, porque trabaja bien, tiene capacidades, personal y una buena dirección, pero sobre todo porque es un foco de riqueza en Catalunya”.