15 de diciembre de 2019 | Actualizado 10:11

Inditex estudia el uso de un tren de carretera para entregas de última milla

La iniciativa está siendo actualmente testada en Arteixo (A Coruña) y en un futuro la empresa textil valorará llevar a cabo su implantación a gran escala
Sede de Inditex en Arteixo | Google Maps

La multinacional textil española Inditex está llevando a cabo pruebas piloto en Arteixo (A Coruña) para realizar un reparto más sostenible en entregas de última milla. Con esta finalidad, ha desarrollado junto a la empresa energética Naturgy, la fundación EnergyLab y la ingeniería Verde Cosmopolita un modelo de convoy terrestre o tren de carretera para su uso en el ámbito urbano.

El Tren Logístico Sostenible (TLS), que es como se conoce oficialmente la iniciativa, se enmarca en el conjunto de proyectos I+D que Inditex ha llevado a cabo en el ejercicio de 2018. “Nuestro objetivo es mejorar la eficiencia energética y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero a lo largo de la cadena de valor”, ha explicado la marca. Concretamente, el prototipo se ha probado en una primera fase en las oficinas centrales de Inditex en Arteixo para el servicio de catering, por lo que el modelo cuenta con “remolques isotermos, alta capacidad de maniobrabilidad y menor necesidad de velocidad en vía pública”.

El objetivo de Inditex con este proyecto es mejorar la sostenibilidad y ser más flexible en sus operaciones

“Queríamos encontrar una solución factible, respetuosa con el medio ambiente y que fuera modulable, flexible, escalable y replicable”, ha asegurado Inditex. “De este modo, se planteó una cabeza tractora seguida de un grupo de remolques, pensada para el reparto y recogida de mercancías en zonas de acceso restringido”. En este sentido, el TLS cuenta también con tracción y dirección eléctrica, así como con remolques intercambiables y convencionales que pueden ser usados en otros vehículos.

El proyecto forma parte de la inversión de Inditex dedicada a circularidad y uso eficiente de los recursos, con un total de 7,5 millones de euros dedicado a este segmento. “Precisamente por el carácter de estas actividades, su inversión y realización no tiene una exigencia inmediata de resultados y, por este motivo, se trata de actividades de desarrollo y ensayo”, ha señalado la multinacional textil. De esta forma, el convoy urbano diseñado aporta un uso más eficiente de los recursos materiales, tanto combustibles como tiempo de reparto, con lo que reduce los costes ambientales de su actividad. Por su parte, Naturgy ha sido la responsable de investigar la solución energética adecuada para responder a esta necesidad.

El proyecto forma parte de la inversión de la multinacional dedicada a circularidad y uso eficiente de los recursos

La iniciativa se encuentra en estos momentos en fase experimental y en un futuro la multinacional valorará su expansión y mejora. De manera global, Inditex ha invertido en el último ejercicio un total de 227 millones de euros para identificar y medir la presencia de I+D en todas las áreas del grupo, dedicando a más de 1.500 trabajadores de la compañía para ello.