15 de agosto de 2020 | Actualizado 14:59

Barcelona ultima una app de tracking de contenedores para importadores y exportadores

La iniciativa verá la luz a principios de 2020 y se pondrá a disposición del cliente final de forma gratuita con el objetivo de optimizar su logística
Autoridad Portuaria de Barcelona

La Autoridad Portuaria de Barcelona está realizando las últimas pruebas reales para implantar de forma definitiva el proyecto Container Tracking Application (CTA). Se trata, como ya avanzó la directora de Desarrollo de Negocio del puerto, Emma Cobos, a finales de octubre y ha reiterado en su ponencia en el evento Smart Ports, Piers of the Future, de una app que tiene por objetivo “dar a conocer en todo momento donde se encuentra un contenedor utilizando únicamente su número y escala del barco”. Las previsiones de la autoridad portuaria sitúan a principios de 2020 su lanzamiento, según el responsable de Cadenas Logísticas de la Autoridad Portuaria de Barcelona, Joan Carbonell.

La app, que es gratuita, nace de la necesidad expresada por clientes del puerto, importadores y exportadores, de conocer “la situación real de su contenedor”, ha señalado Carbonell. La información suministrada por actores logísticos, del port community system de Barcelona (Portic) y de los datos de diversos sensores instalados en el puerto “nos ha permitido tener acceso a la trazabilidad del contenedor”, ha explicado el responsable de Cadenas Logísticas. Todo este magma de datos se centraliza “en un servidor encriptado para evitar ciberataques” y a dicha información solo podrán acceder una vez a acreditados de forma fidedigna los usuarios que acrediten documentalmente su identidad para evitar suplantaciones.

“Nuestra iniciativa permite conocer la situación real de su contenedor al cliente final”
Joan Carbonell Responsable de Cadenas Logísticas del puerto de Barcelona

La herramienta permitirá desde principios del próximo año acceder al estado real de un contenedor completo de carga seca tanto en el circuito de importación como de exportación. En el primer caso, el origen actual de los datos sobre el contenedor nace a partir de que el barco se aproxima al puerto de Barcelona y finaliza una vez se ha entregado la mercancía al cliente final en camión y se devuelve la caja vacía a la terminal o depot. Por tanto, ha desglosado Carbonell, se facilitan datos sobre los tiempos y los procesos del contenedor, desde la naviera y el consignatario hasta toda la operativa en la terminal, la declaración aduanera, la entrega en camión al cliente y, finalmente, la llegada del contenedor vacío a la terminal o depot. En sentido inverso, es decir, en el circuito de exportación, la cadena comienza con la caja vacía en el depot o terminal y se traza todo el procedimiento y los tiempos hasta que el barco parte del puerto de Barcelona.

Barcelona estudia ampliar el tracking actual del contenedor con acuerdos con otros puertos y navieras

Esta aplicación permite, según ha enumerado el responsable de Cadenas Logísticas del puerto catalán, un “control absoluto de la mercancía” con datos aportados por un operador neutral, que es el puerto de Barcelona. De esta forma, el cliente final puede conocer a tiempo real “los procedimientos, los tiempos y la documentación asociada sobre su contenedor”, lo que “ayuda a planificar y tomar medidas en caso de incidencias o demoras”. La iniciativa Container Tracking Application (CTA), que es como se denomina actualmente el proyecto, aunque no es todavía su nombre definitivo, se ha definido para ser utilizada tanto por grandes como por pequeñas empresas, puesto que permite desde consultas múltiples de contenedores o de uno solo.

UNA APP EN CONSTANTE EVOLUCIÓN
En esta primera versión de la aplicación, aparecerán “los inputs más básicos, pero incorporaremos nuevos”, porque “este proyecto de tracking de contenedores no tiene final”. De hecho, ya se han iniciado conversaciones preliminares con otros puertos y navieras para extender la trazabilidad del contenedor y disponer de información “desde el puerto de origen e incluso, algún día, desde el almacén de origen”, ha aventurado Joan Carbonell. Además, como ha manifestado el responsable de Cadenas Logísticas, “se pueden incorporar cada vez más conceptos” al sistema. Entre ellos, ha citado los contenedores de grupaje, los reefers, las mercancías peligrosas, los Servicios de Inspección en Frontera, el ferrocarril o la huella de carbono, entre otros.

VIRTUAL GATES: LA CONGESTIÓN ANTES DE QUE EXISTA
Dentro del ecosistema que está desarrollando el puerto de Barcelona, también se ha presentado el proyecto Virtual Gates, que se está implantando de forma progresiva. Esta iniciativa aspira a predecir la evolución de los accesos terrestres al puerto con 24/48 horas de antelación. En todo caso, como ha explicado el Sales Manager del puerto de Barcelona, Carles Mayol, ya es posible ofrecer a los usuarios la predicción para las próximas horas de los accesos al enclave. A partir de patrones de funcionamiento de los últimos 10 días, con datos recogidos por las puertas automáticas y por el sistema de sensores y cámaras del recinto portuario, se pueden prever los picos de actividad en los accesos, lo que es especialmente útil para evitar colas de camiones y mejorar la congestión terrestre de las terminales de contenedores.