9 de agosto de 2020 | Actualizado 16:47

Catalunya y Occitania se unen para mitigar el cambio climático en los puertos

Han establecido tres grandes ejes de colaboración con el objetivo de crear un marco común de trabajo, unificar la promoción y potenciar el turismo náutico en el Mediterráneo
El vicepresidente del Gobierno de Occitania, Didier Codorniou; el presidente de la Federación Francesa de Puertos Deportivos, Serge Pallares; y el gerente de Ports de la Generalitat, Joan Pere Gómez | Ports de la Generalitat de Catalunya

Representantes de los Gobiernos de Catalunya y Occitania y responsables de sus puertos deportivos han acordado una línea estratégica de trabajo enmarcada en la emergencia climática en el Mediterráneo. El trabajo se centrará en crear un marco común de trabajo entre Occitania y Catalunya en el ámbito portuario, compartir la promoción de los puertos deportivos e impulsar el turismo náutico en el Mediterráneo. La intención es establecer proyectos comunes entre los dos Ejecutivos en el marco de la Unión Europea. Las principales líneas a seguir se han presentado este lunes en el stand de los puertos deportivos de Occitania en el Salón Náutico Internacional de París, que se celebra del 7 al 15 de diciembre en la capital francesa. El acto ha contado con la presencia del gerente de Ports de la Generalitat, Joan Pere Gómez; el vicepresidente del Gobierno de Occitania, Didier Codorniou; y el presidente de la Federación Francesa de Puertos Deportivos (FFPP), Serge Pallares, entre otras autoridades.

Ambos Ejecutivos trabajarán por la movilidad sostenible y la eficiencia energética en los puertos

Después de la aprobación de la nueva Llei de ports de Catalunya  y del nuevo plan de puertos, actualmente en tramitación, Catalunya ha dado un paso y ha acordado trabajar con Occitania en la mitigación del cambio climático en las infraestructuras portuarias y apostar por la movilidad sostenible y la eficiencia energética en los puertos. En materia ambiental, los enclaves catalanes están desarrollando actuaciones como la dotación de puntos de recarga de vehículos eléctricos en los puertos, la colocación de placas solares en edificios pesqueros para el autoconsumo energético, la renovación de la iluminación pública con tecnología LED que se lleva a cabo en todos los muelles y paseos marítimos o la dotación de los nuevos pantalanes de la náutica y la pesca de torretas de suministro de agua y luz con tarjetas de prepago, con un importante ahorro energético. El gerente de Ports ha explicado que “una de las prioridades de la Generalitat es incrementar las políticas de recursos públicos para realizar la transición hacia un modelo energético sostenible”.