8 de julio de 2020 | Actualizado 18:00

Los usuarios de la AP-7 ahorrarán 300 millones de euros anuales tras el fin del peaje

La liberalización de la AP-7 supondrá una mejora “en la movilidad y calidad de vida de la Comunidad Valenciana”, ha destacado Ximo Puig
Commons

La finalización de la concesión de tramo Alicante-Tarragona de la autopista AP-7 el día 1 de enero de 2020 supondrá un ahorro de 300 millones de euros anuales a los usuarios de esta vía de alta capacidad. “Ahora ya será una realidad y a partir del 1 de enero toda la ciudadanía valenciana podrá utilizar una vía de alta capacidad sin tener que abonar ningún recurso propio”, ha destacado el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig. 

La liberalización de la AP-7 “mejorará la movilidad y la calidad de vida en toda la Comunidad Valenciana”, ha añadido el presidente valenciano durante su visita al área de peaje de Sagunto. Asimismo, Ximo Puig ha señalado que, junto al ministerio de Fomento, trabajarán de forma conjunta para mejorar y ampliar los enlaces actuales entre la vía de alta capacidad y los municipios de la Comunidad Valenciana. “Queremos una mejor capilaridad con el territorio de la AP-7”, ha finalizado. 

Fomento y la Generalitat Valenciana trabajarán para mejorar la capilaridad del territorio con la AP-7

El vencimiento de las concesiones en autopistas ha generado un nuevo debate sobre el pago por uso de las infraestructuras viarias. Concretamente, la concesión de la autopista AP-1 entre Burgos y Armiñón venció en 2018, a lo que se le suma el vencimiento en la AP-7 entre Alicante y Tarragona y la AP-4 entre Sevilla y Cádiz. Asimismo, en los próximos años se prevé el levantamiento de peajes en la AP-7 entre Tarragona y La Jonquera, así como entre Montmeló y El Papiol; y el tramo de la AP-2 entre Zaragoza y el Mediterráneo, todas a fecha de 31 de agosto de 2021. La reversión de estas autopistas concesionadas ha obligado al Ejecutivo a afrontar el debate y a valorar un nuevo modelo de tarificación viaria que se encuentra “en una etapa de reflexión inicial”, según destacó el ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos meses atrás.

AHORRO DE 80 MILLONES DE EURO EN LA AP-4
Este martes también ha finalizado además el plazo concesional de la autopista AP-4 Sevilla-Cádiz, de 93 kilómetros de longitud. El ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos, ha asegurado que, en este tramo, “los usuarios se ahorrarán 80 millones de euros anuales”. Esta medida beneficiará a los más de 10 millones de vehículos que circulan anualmente por esta vía, además de los potenciales usuarios que elegirán esta alternativa para sus desplazamientos, tal como ha afirmado el ministro en su intervención en el área de conservación del peaje de Las Cabezas en Sevilla.