2 de abril de 2020 | Actualizado 23:05

La industria del transporte se une para recalcar su rol en la lucha contra el Covid-19

Un total de 33 asociaciones empresariales han firmado una declaración para subrayar su "papel crucial" en la distribución de mercancías de primera necesidad
E.M.

El sector del transporte europeo ha firmado una declaración conjunta para subrayar el “papel crucial” que representa a la hora de combatir la pandemia del coronavirus. El documento ha sido suscrito por un total de 33 organizaciones e incluye, entre otros, asociaciones de transporte, gestores de infraestructura, operadores, trabajadores de todos los modos de transporte y logística, proveedores, autoridades locales y regionales, transitarios, usuarios y proveedores de equipo, así como compañías e industrias.

Concretamente, los stakeholders han destacado la importancia de su labor en el aprovisionamiento de bienes para superar esta crisis. Por ello, han reiterado su apoyo a todos los trabajadores de la cadena de suministro que permiten la continuidad de los servicios de transporte; el movimiento de bienes y productos esenciales; y la repatriación de ciudadanos. En este sentido, en la declaración han reiterado la importancia de proteger la salud y seguridad de estos profesionales, especialmente con equipos de protección, así como acceso a instalaciones limpias y desinfectadas para asearse y comer.

“Esperamos que los Estados sigan las recomendaciones de la Comisión para asegurar que los bienes siguen moviéndose”
Isabelle Ryckbost Secretaria general de la ESPO

“En estos tiempos de emergencia, los puertos juegan un papel esencial en proveer a los ciudadanos, servicios sanitarios y negocios los bienes y materiales que necesitan”, ha recordado la secretaria general de la European Sea Ports Organization (ESPO), Isabelle Ryckbost. “Nos tomamos esta responsabilidad muy seriamente y esperamos que los Estados miembro sigan las recomendaciones de la Comisión para asegurar que los bienes siguen moviéndose en Europa”.

Asimismo, han solicitado un cruce de fronteras para un transporte de mercancías más fluido, tanto dentro de la UE como con terceros países. Concretamente, han apoyado la directiva de la Comisión Europea respecto a la gestión de las fronteras, especialmente en lo referente al establecimiento de corredores prioritarios para mercancías, y han pedido a los Estados una respuesta coordinada. Además, han demandado a Bruselas y a los países europeos que faciliten la movilidad de los trabajadores físicos, incluyendo su repatriación. Finalmente, la industria ha urgido a los policy makers a asistir al sector del transporte en su recuperación “para asegurar la futura conectividad para los pasajeros y mercancías”, así como para revitalizar las arterias de los mercados internos “tan pronto como acabe la crisis”.