5 de agosto de 2020 | Actualizado 13:16

Los ingresos anuales de los aeropuertos caerán a la mitad por la crisis del coronavirus

La organización internacional ACI World estima que se perderán unos 70.907 millones de euros en 2020, el 45% del total previsto para este año
ACI World

La asociación Airports Council International (ACI) World estima que la pandemia del coronavirus costará a los aeropuertos de todo el mundo cerca de la mitad de sus ingresos en 2020. Las instalaciones aeroportuarias preveían generar 159.031 millones de euros, pero la nueva revisión de las estimaciones arroja una pérdida del 45% del total. Asimismo, ACI World ha puntualizado que, a nivel global, se destruirán dos quintas partes del tráfico de pasajeros, el 38,1%, en comparación al escenario planteado antes del brote. “Esto equivale a 3.600 millones de pasajeros en términos absolutos”, ha especificado.

“Un declive drástico de tal magnitud para la industria aeroportuaria global representa una amenaza existencial”, ha señalado la directora general de ACI World, Angela Gittens. “Se necesita una respuesta en forma de política económica por parte de los gobiernos, que sea ágil, efectiva y equitativa”. El objetivo, según Gittens, es fundamentalmente “proteger millones de trabajos a nivel mundial, para salvaguardar operaciones esenciales y para dar a la industria la oportunidad más grande posible para afrontar la tormenta y recuperarse rápidamente”. En este sentido, a pesar de esta acuciada reducción en el tráfico de pasajeros, muchos aeropuertos siguen abiertos para operaciones de carga.

Solo en el primer trimestre del año, los ingresos de todos los aeropuertos del mundo hubiesen alcanzado los 36.101 millones de euros, pero el nuevo escenario ha generado unas pérdidas del 33% de esa cifra. “En el contexto de la industria aeroportuaria, esto equivale a los ingresos anuales de diez grandes aeropuertos en Europa o Asia-Pacífico”, ha manifestado ACI World.

Ante la posibilidad de que los aeropuertos no vuelvan a contar con los volúmenes previos a la crisis hasta finales de 2021, y mientras los ingresos continúan contrayéndose, los aeropuertos han optado por tomar medidas para preservar la estabilidad financiera. Desde ACI World han remarcado que los aeropuertos cuentan con “altos e inevitables costes fijos”. Por ello, muchos han optado por cerrar partes de la infraestructura, posponer gastos de capital y abordar reducciones de costes de personal. “Estas difíciles decisiones no son tomadas a la ligera, pero son necesarias para dar respuesta a la crisis que la industria afronta”, ha señalado la organización.

A este respecto, Gittens ha añadido que la industria aeroportuaria “ha afrontado pérdidas multimillonarias ya en el primer trimestre de 2020, pero se espera que el impacto del Covid-19 se extienda no solo al segundo trimestre, sino también en la segunda mitad del año”. Según la secretaria general de ACI World, “la mayoría de expertos en la industria del transporte aéreo coinciden al afirmar que se puede tardar entre un año y 18 meses para alcanzar los niveles de tráfico de antes de la crisis”. Finalmente, los aeropuertos mundiales han estimado que el tráfico doméstico de pasajeros será el que se recupere antes, mientras que el internacional, al requerir de permisos recíprocos, tardará más, “ya que los diferentes Estados emergerán de la presente crisis en momentos diferentes, con diferentes ritmos de relajación en las restricciones recientemente impuestas”.