15 de agosto de 2020 | Actualizado 14:59

Las empresas de conservación descartan el pago por uso para mantener la red viaria

La patronal de la conservación y explotación de infraestructuras considera que este modelo sirve únicamente para financiar vías de nueva construcción
Conexión de la A-35 con la A-31 en Fuente la Higuera (Valencia) | Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana

La Asociación de Empresas de Conservación y Explotación de Infraestructuras (ACEX) ha presentado un informe sectorial sobre la conservación de carreteras en España en comparación con otros cuatro países de su entorno (Alemania, Francia, Reino Unido e Italia). En el transcurso de la misma, el director general de la asociación, Pablo Sáez, ha afirmado que la conservación “de la red ya existente no es concesionable, puesto que es una inversión recurrente y no tiene sentido el pago por uso”. Sáez ha señalado que el actual modelo “de contratación pública es excelente y funciona bien, aunque hay que adecuarlo a las nuevas necesidades y exigencias”.

La patronal ha señalado la necesidad de incrementar la duración de los contratos de conservación

Entre las mejoras que debería incluir el actual modelo, el director general de Acex ha destacado las de “contar con indicadores para optimizar el servicio prestado y una mayor duración de los contratos de conservación, que deberían pasar de los 5 años actuales a los 7 o 10 años”. En este sentido, Pablo Sáez ha subrayado que el modelo de conservación “es eficaz, ya que con el 50% de la inversión que se realiza en los países de nuestro entorno, contamos con unas carreteras que en muchos casos son mejores que las de algunos Estados con mayor inversión en conservación”. El director general de la asociación ha calificado de “milagro” la conservación de las carreteras en España, y lo ha basado en tres aspectos: “La ingeniería de calidad y los grandes ingenieros de los que disponemos, la excelente normativa y el contar con un sector de conservación de carreteras específico, que no existe en otros países”.

El objetivo de Acex es alcanzar la inversión en conservación que tienen países como Alemania

Sin embargo, Pablo Sáez ha advertido de los riesgos que corren las carreteras españolas “que son una red madura con muchos años ya y que soportan un tráfico importante, lo que puede empeorar la movilidad, disminuir la seguridad, afectar a la competitividad e hipotecar a las futuras generaciones”. Para evitarlo, el director general de Acex ha puesto en valor la necesidad “de que los primeros recursos que se gasten las administraciones sean en conservación. El objetivo es llegar a destinar el 70% de la inversión en carreteras a conservación como hace Alemania”.

El presidente de Acex, Jorge Enrique Lucas, ha resaltado la “creciente preocupación por la conservación de las carreteras en los cinco países estudiados” y ha subrayado la “falta de inversión en carreteras desde la crisis de 2008”. Lucas ha recomendado que se incremente la inversión en conservación y mantenimiento de las vías y ha recordado la necesidad de invertir 80.000 euros por kilómetro en autovías, 38.000 euros por kilómetro para las carreteras convencionales y 21.000 euros por kilómetro en las carreteras de titularidad autonómica y local.