20 de septiembre de 2020 | Actualizado 12:19
Blanca Sorigué y Pere Navarro | M.V.

El Consorci apuesta por el 3D Factory Incubator y el DFactory para reactivar la economía

El encuentro BNEW, promovido por la Zona Franca de Barcelona, ha logrado mil personas confirmadas en los primeros tres días de inscripción al evento

El coronavirus ha reafirmado la apuesta del Consorci de la Zona Franca de Barcelona por dos de sus proyectos más destacados: la 3D Factory Incubator y el DFactory. Así lo han explicado el delegado especial del estado en el Consorci, Pere Navarro, y su directora general, Blanca Sorigué, en la presentación de la memoria anual de la entidad. “Son dos aspectos en los que debemos seguir trabajando pese a la pandemia”, ha confirmado Navarro.

Respecto a la incubadora, desde su inauguración en 2019 ya han pasado unas 40 empresas por sus instalaciones, en un proyecto que Sorigué ha calificado como “modelo de éxito”. De hecho, ya se ha planteado su posible ampliación porque, tal como ha especificado Navarro, “hay peticiones que lo hacen necesario”. Cabe recordar que, durante la pandemia, la incubadora ha permitido la fabricación de respiradores y bifurcadores para hospitales.

En cuanto al DFactory se refiere, el delegado especial del Estado en la zona franca la ha descrito como “la primera sede de la industria 4.0” y ha anunciado que su fase inicial, de 17.000 metros cuadrados, se inaugurará previsiblemente este mismo año. En cuanto a las empresas que en ella se ubicarán, la entidad pública ha adelantado que será un mix entre compañías consolidadas y startups y que, una vez habilitada la totalidad de 100.000 metros cuadrados, permitirá la creación de unos 2.000 puestos de trabajo directos e indirectos.

99% de ocupación

La zona franca de Barcelona dispone en la actualidad de un 99% de ocupación de su superficie

Asimismo, Navarro ha destacado que los resultados obtenidos de la celebración de ferias como el InTrade Summit Barcelona “nos da impulso para afrontar este difícil año y nos anima a continuar evolucionando en función de las circunstancias”. Según datos de la entidad, la actividad de la zona franca supone 9.112 millones de euros en el PIB español, el 11% del total de Barcelona y el 3,8% de Catalunya. “Somos el Paseo de Gracia de la logística”, ha ejemplificado Sorigué.

Tras cerrar el ejercicio de 2019 con un volumen de negocio 55,5 millones de euros y un beneficio 14,1 millones de euros, la Zona Franca de Barcelona ha expresado su voluntad de centrar su estrategia en su papel de dinamizador económico y social ante los nuevos retos de la era covid. En este sentido, elaboró un plan estratégico en 2019 basado en tres ejes: mantener, conservar y ampliar su patrimonio, tanto en la zona franca como en otros edificios de su propiedad en Barcelona; innovar y explorar nuevas formas de economía, para estar a la vanguardia y encontrar nuevas oportunidades de negocio; y asegurar la sostenibilidad en sus actividades. Se trata de objetivos en los que continuará trabajando pese a la actual coyuntura socioeconómica: “El covid nos ha traído un cambio de modelo de negocio y la aceleración de la innovación”, ha añadido la directora general.

Las ubicaciones presenciales del BNEW serán la estación de Francia, el espacio Casa Seat y el edificio de Telefónica

MIL INSCRITOS AL BNEW EN TRES DÍAS
En cuanto al BNEW se refiere, Blanca Sorigué ha destacado que “es un evento para reactivar la economía, no solo de la ciudad, sino a nivel mundial”. El Consorci también ha revelado los tres espacios presenciales donde tendrá lugar este evento híbrido: la estación de Francia, el espacio Casa Seat en el Paseo de Gracia y el edificio de Telefónica de Plaza Catalunya. Asimismo, la cena institucional y empresarial se celebrará en el edificio de Correos de Via Laietana. “Esto demuestra que estamos implicados desde el inicio de la zona franca con la ciudad de Barcelona, por eso hacemos este evento en el corazón de la ciudad”, ha recalcado.

En cuanto a las inscripciones, que se activaron hace tres días, ya se contabilizan unas 1.000 personas confirmadas, pero se espera alcanzar las 10.000. “Tenemos más de 60 acuerdos firmados con los diferentes sectores para que nos ayuden a difundir el evento”, ha subrayado Sorigué. Por su parte, Navarro ha añadido que “Barcelona será la capital mundial de la nueva economía”.

En caso de que Nissan cierre, el Consorci ha expresado su voluntad de ubicar a una empresa capaz de asumir una parte de sus trabajadores

ALTERNATIVAS AL CIERRE DE NISSAN
En cuanto a la valoración sobre el posible cierre de la fábrica de Nissan en la Zona Franca, Pere Navarro ha explicado que el Consorci se encuentra a la espera de conocer el resultado de las negociaciones y que, en caso de que la compañía decida finalmente marchar, ya hay propuestas para ocupar el espacio. “Es un lugar muy estratégico, no sé si en Europa hay algún otro lugar como este con puerto, aeropuerto, polígono y un área metropolitana como los de Barcelona”, ha recordado.

En caso de que la empresa cierre su planta, Navarro ha explicado que la zona franca contrastará las propuestas que haya sobre la mesa y que se valorará que sean empresas de alto valor añadido, que puedan asumir una parte de los trabajadores despedidos de Nissan y que se trate de una compañía “de largo recorrido”. En la actualidad, la zona franca dispone de una ocupación del 99%.

Finalmente, en referencia al impacto del coronavirus en las empresas del polígono, exceptuando una pequeña compañía, ninguna está en peligro de cerrar, pues “hay mucha diversificación de la actividad” en el polígono, según Blanca Sorigué. Ante el impacto económico del virus en las cuentas de las compañías, el Consorci ha aplicado medidas como el aplazamiento de las rentas.