Un cremallera llamado Núria

Nada ni nadie entra o sale de Vall de Núria, que cuenta con la estación ferroviaria más alta de la Península, si no es por el tren cremallera