5 de diciembre de 2020 | Actualizado 18:53
Juan Fernández (Asturias), Alberto Núñez Feijó (Galicia) y Juan Vicente Herrera (Castilla y León), de izquierda a derecha | Nueva Economía Forum

Asturias, Galicia y Castilla y León escenifican en Madrid su defensa del Corredor Atlántico

El Corredor Atlántico supone "una gran oportunidad de desarrollo, crecimiento y empleo para el conjunto de España”, según Alberto Núñez Feijóo

“Ha llegado la hora del noroeste” después de una “espera solidaria” que ha llevado a cabo la zona Oeste de la Península en favor de la construcción del Corredor Mediterráneo, ha señalado el presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, junto con los presidentes de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y Asturias, Javier Fernández. Los tres presidentes autonómicos han participado en un acto bajo el lema ‘Corredor Atlántico: la hora del Noroeste de España’ organizado por Nueva Caixa Forum en Madrid, donde han reivindicado conjuntamente las infraestructuras ferroviarias necesarias vinculadas al Corredor Atlántico con el objetivo de vertebrar España.

Durante la conferencia, Juan Vicente Herrera ha manifestado que el Corredor Atlántico y su ampliación al noroeste consta de “una gran oportunidad de desarrollo, crecimiento y empleo para el conjunto de España, que debemos saber aprovechar”.  Además, Alberto Núñez Feijóo ha explicado que “no se trata de ningún privilegio” que un transporte ferroviario de mercancías de calidad conecte el noroeste de España con el centro peninsular y con el resto de Europa. El presidente gallego ha destacado que de los 3.100 millones de euros necesarios para esta conexión ferroviaria sólo están presupuestados 1.286 millones por el momento.

Los dirigentes han solicitado una implicación mayor en el proyecto del Corredor Atlántico, dado que es “de carácter nacional”, ha señalado Juan Vicente Herrera. Asimismo, ha indicado que “debe ser un espacio de influencia e integración de los diferentes territorios y enclaves, en el que es esencial la capilaridad”. En este contexto, el mandatario gallego insistió en que en una España cohesionada “es incompatible orientar presupuestos e inversiones estratégicas no en función de las necesidades de un territorio, sino de la capacidad de presión de determinadas fuerzas políticas”, en alusión a que, a su juicio, se privilegie a comunidades como Catalunya y los partidos nacionalistas. De esta forma, Asturias, Galicia y Castilla y León no aceptan “tratos bilaterales con el Estado que le permitan a nadie blindar lo suyo y decidir sobre los demás”, ha concluido Javier Fernández.