5 de diciembre de 2020 | Actualizado 18:53

Adif adjudica las nuevas vías de Madrid-Vicálvaro por 18,7 millones de euros

Las obras permitirán que la terminal de mercancías sea un eje articulador de los corredores Atlántico y Mediterraneo, según el gestor ferroviario
Adif

El consejo de administración de Adif ha aprobado la adjudicación del contrato de obras para la ejecución de cuatro nuevas vías en la terminal de mercancías Madrid-Vicálvaro. El coste de las actuaciones supera los 18,7 millones de euros y cuenta con un plazo de ejecución de 18 meses. Según ha informado el gestor ferroviario, las vías serán aptas para trenes de 750 metros y también se habilitará un nuevo enclavamiento electrónico en el haz técnico Sur de la terminal ferroviaria.

“Las obras, junto al resto de actuaciones planificadas, permitirán que Madrid-Vicálvaro se convierta en un nodo estratégico peninsular y eje articulador de los corredores Atlántico y Mediterráneo”, ha asegurado Adif. Estas actuaciones forman parte del proyecto global de remodelación de la terminal Madrid-Vicálvaro, encaminado a la actualización de las instalaciones existentes. A través de este, Adif pretende “modificar la funcionalidad de la terminal, que actualmente es una estación de regulación y clasificación, y que pasará a ser una instalación intermodal destinada a la carga y descarga de utis“.

Las actuaciones aprobadas por Adif cuentan con un periodo de ejecución de 18 meses

Concretamente, la fase uno de remodelación contempla el desarrollo de un grupo de 18 vías que permitan el tratamiento de trenes de 750 metros y la construcción de un módulo intermodal con cuatro vías de carga y descarga, así como una losa de hormigón de transbordo. El objetivo de estos cambios es, además de la potenciación de este medio de transporte, la mejora de su eficiencia y sostenibilidad, así como la optimización de las infraestructuras en los nodos de conexión.

Según ha informado Adif, este contrato corresponde a la primera de las cuatro subfases en las que se dividirá la primera fase de las obras, que serán licenciadas de manera independiente “dada la envergadura y el importe de la remodelación”. Asimismo, las actuaciones están cofinanzadas por fondos CEF y esta subfase ha sido adjudicada a la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por CAF Signalling y Sacyr Neopul.