18 de agosto de 2019 | Actualizado 16:33

El puerto de Málaga lanza una estrategia para mejorar su sostenibilidad

El consejo de administración del puerto ha dado luz verde a un paquete de medidas para reducir las emisiones de carbono y utilizar energías renovables
Autoridad Portuaria de Málaga

La Autoridad Portuaria de Málaga ha aprobado la iniciativa Puerto Verde con el objetivo mejorar la sostenibilidad en el recinto portuario. El proyecto se centrará en tres líneas estratégicas principales: la implantación de espacios y barreras de árboles en las diversas ubicaciones del puerto, la construcción de instalaciones de cogeneración para el aprovechamiento de energías renovables y la reducción de las emisiones de carbono a la atmósfera.

Concretamente, mediante la plantación de vegetación, el puerto busca establecer una zona de transición entre la ciudad y el área industrial para “crear corredores ecológicos que favorezcan una visibilidad más amable del entorno portuario”. Por otra parte, para reducir el CO2, la autoridad portuaria hará un menor uso de combustibles fósiles supliendo esta energía por fuentes renovables y una mayor eficiencia energética. Otras actuaciones para promover su sostenibilidad son la creación de un punto limpio en el puerto, la renovación de su certificación medioambiental y la puesta en marcha de convenios de buenas prácticas en sostenibilidad.

TRÁFICO PORTUARIO HASTA MAYO
Durante el consejo de administración que ha aprobado esta estrategia, el presidente de la autoridad portuaria, Carlos Rubio, también ha presentado los datos del tráfico portuario incluidos en el último informe de gestión. De enero a mayo de 2019, el puerto ha movido 1,2 millones de toneladas, lo que supone un incremento del 18,7% respecto al año anterior. “Cabe mencionar la importante evolución del tráfico de contenedores, con un aumento del 146,2%, así como el incremento del 25,7% en la importación de vehículos nuevos”, han señalado desde la autoridad portuaria.

El puerto ha canalizado 1,2 millones de toneladas hasta mayo, el 18,7% más que en 2018

El granel sólido ha sido el único segmento que ha registrado resultados negativos, canalizándose el 35,2% menos que el año pasado “como consecuencia de los trabajos de adecuación en el muelle siete para desarrollar la actividad de exportación de cemento y clínker”. No obstante, el puerto prevé recuperar este tipo de tráfico en los próximos meses. Además, en cuanto a líneas se refiere, la conexión Málaga-Melilla ha mantenido su evolución con un incremento del 31,9% en pasajeros y del 80,2% de vehículos en régimen de pasaje.