17 de mayo de 2021 | Actualizado 11:01

Las empresas logísticas rechazan la propuesta de un impuesto sobre el carbono

El tejido empresarial demanda además una normativa estatal para la distribución de mercancías que defina un modelo logístico común
Mesa redonda en la Fundación Pons sobre 'Green Logistics' | C.G.

Representantes de diversas compañías ligadas al sector logístico han mostrado su desacuerdo con la posibilidad de implantar un impuesto sobre el carbono para incentivar a las empresas a renovar su flota de vehículos con energías alternativas. La organización empresarial de logística y transporte UNO y la Fundación Pons han reunido a representantes de Calidad Pascual, Mercedes Benz Vans España, Geotab o Bytemaster, para debatir sobre los retos de sostenibilidad y movilidad que afronta el sector. 

Esta semana se celebra la Cumbre de Acción Climática en la sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en Nueva York. Esta reunión, en la que han participado seis decenas de mandatarios, además de representantes de grandes compañías y ciudades comprometidas con la lucha climática, pretende definir las directrices futuras a nivel mundial para cumplir con los objetivos del Acuerdo de París. El secretario de la ONU, Antonio Guterres, ha recordado que el principal objetivo es alcanzar la neutralidad de emisiones de carbono para 2050, y el 45% menos de emisiones para la próxima década. Una de las propuestas para hacer realidad este reto climático es a través de la imposición de un impuesto sobre la emisión de dióxido de carbono. El secretario de Naciones Unidas ha propuesto modificar la regulación actual y eliminar los subsidios a los combustibles fósiles. 

Uno de los objetivos de la Cumbre de la ONU es alcanzar la neutralidad de emisiones para 2050

Sin embargo, estas políticas verdes no han recibido apoyo por parte del sector logístico, que considera que “la fiscalización no es la solución”. El Product Manager de Mercedes-Benz Vans España, Enrique Ruiz-Giménez, ha señalado que las empresas “ya estamos pagando un 50% de impuestos en combustibles fósiles”. Con ello, ha pretendido subrayar que “contaminar no sale gratis, simplemente resulta más caro ser sostenible”.  Los ponentes han coincidido en que las futuras generaciones tienen más integrada la sosteniblidad y que, por ello, no son necesarios sobrecostes, pues los ciudadanos están más concienciados con el medioambiente que antes.

“Tengo mis dudas de que la respuesta sea la fiscalización”, ha reiterado la directora de Marketing y Transformación Digital de Bytemaster, Valentina Salinas. La sostenibilidad es un objetivo común para todas las empresas de logística, sin embargo, para la renovación de flotas, esta sostenibilidad debe ser “económicamente viable”, ha añadido Salinas. Un problema recurrente a la hora de tomar la decisión sobre qué tipo de vehículo escoger para renovar el parque de vehículos es la falta de infraestructuras para los eléctricos. “En cuatro años, se ha amortizado el sobrecoste de un vehículo eléctrico”, ha asegurado el Business Development Manager en Geotab, Jorge Sánchez. No obstante, la falta de zonas de recarga provoca que muchas empresas no privilegien esta opción.

“En cuatro años, se ha amortizado el sobrecoste de un vehículo eléctrico”
Jorge Sánchez Business Development Manager en Geotab

Una propuesta alternativa a la imposición de un impuesto es la implantación de puntos de recarga rápidos en los hubs urbanos en la almendra central de las ciudades. De forma esta forma, los vehículos que se dirijan a recoger paquetes podrán recargar mientras estén parados. Otra alternativa de green logistics es la solución implementada por empresas como MenSOS, una plataforma de mensajería y paquetería urgente a través de bicicletas de carga en Madrid. Su consejero delegado y fundador, Alejandro Corroto, ha explicado que su misión es “hacer las ciudades más amigables, con menos tráfico y más espacio público”. Para ello, disponen de una flota de bicicletas para los repartos de última milla que realizan varias entregas cada una, respondiendo a la necesidad de inmediatez de la sociedad. 

“Necesitamos directrices claras a nivel estatal para saber cómo invertir”
José Carlos Espeso Mobility Manager de Calidad Pascual

Por otro lado, los ponentes han reclamado una normativa estatal para la distribución de mercancías, para que las empresas tengan un dispongan de un modelo logístico común. “Necesitamos directrices claras a nivel estatal para saber cómo invertir, aunque luego cada ciudad tenga su propia casuística por su morfología”, ha apuntado el Mobility Manager de Calidad Pascual, José Carlos Espeso. Desde Mercedes-Benz Vans también han añadido que dicha ordenanza debería ser sometida a un compromiso de duración en el tiempo, “para que puedan amortizarse las flotas”.