29 de noviembre de 2020 | Actualizado 12:01

CTT Express multiplica los envíos durante la paralización de las actividades no esenciales

Los artículos más demandados durante las dos semanas de permiso retribuido recuperable corresponden a tecnología, papelería, lectura y juegos de mesa
CTT Express

La compañía de paquetería CTT Express ha registrado un incremento del 50% en su actividad de envíos urgentes durante las dos semanas posteriores al cese de actividades no esenciales, en comparación con el mismo periodo del año pasado. En este sentido, el operador logístico ha entregado más de 800.000 envíos en la Península, con especial énfasis en las zonas del Centro de Madrid y Levante, donde se han registrado los mayores picos de demanda.

En esta línea y tras la declaración del estado de alarma, el cierre obligatorio de empresa y comercios y la paralización de las actividades no esenciales, la empresa de envíos urgente ha señalado que los artículos más demandados corresponden principalmente a productos de tecnología, papelería, lectura y juegos de mesa, con un aumento hasta seis veces superior al habitual. También se han multiplicado la entrega de productos para mascotas, con un alza del 330%, seguido del sector farmacéutico, con un incremento del 51% en su actividad.

El 330% más

La entrega de productos para mascotas se ha incrementado el 330% más que en el mismo periodo del año pasado

“Somos conscientes de nuestra responsabilidad y seguiremos esforzándonos para garantizar no sólo el abastecimiento y mantenimiento del servicio en cualquier punto de España y Portugal, sino la tranquilidad de los destinatarios y la seguridad de nuestros colaboradores”, ha asegurado el director general de CTT Express, Manuel Molins. Ante el nuevo escenario generado por la expansión de la pandemia, el operador logístico ha mantenido su actividad de distribución y abastecimiento de productos necesario para el confinamiento y llevando a cabo entregas y recogidas con su protocolo de actuación Cero Contacto. Este procedimiento de actuación que ha puesto en marcha la compañía limita los pagos en efectivo, obliga tanto a cliente como a repartidor a mantener la distancia de seguridad y garantiza la entrega y recogida de cada paquete, sin necesidad de firmar en la PDA.