25 de septiembre de 2020 | Actualizado 18:14

Las exportaciones españolas se desploman tras cinco años expansivos

Las únicas contribuciones positivas provienen de alimentación y otras mercancías, mientras que las importaciones cierran en negativo todos sus segmentos
APM Terminals

Las exportaciones españolas de mercancías se han reducido el 17,2% entre los meses de enero y mayo de 2020 respecto al mismo periodo del año anterior. Implica una caída hasta valores similares a los registrados cinco años atrás, periodo en el que España recuperó una senda expansiva hasta alcanzar máximos históricos. A pesar de estas cifras, en gran parte producto de la pandemia, la secretaria de Estado de Comercio, Xiana Méndez, ha destacado que “en un contexto difícil para el comercio exterior, las exportaciones han tocado fondo en abril y han empezado a recuperarse en mayo, y lo están haciendo con mayor dinamismo que las importaciones, lo que ha permitido obtener un superávit comercial en el mes de mayo”. 

En todo caso, el descenso de las exportaciones españolas ha sido menor que el de Francia (-22,1%), aunque mayor que el de la UE-27 (-13,4%), la zona euro (-13,9%), Alemania (-14,1%), Reino Unido (-15,6%) e Italia (-16,0%). En este sentido, las importaciones también han sufrido una caída del 18,5% hasta los 110.517 millones de euros. El déficit comercial de los cinco primeros meses del año ha alcanzado los 9.055 millones de euros, el 31,3% menos que el registrado en el mismo periodo de 2019, según ha indicado el ministerio de Industria, Comercio y Turismo. 

La tasa de cobertura se ha situado en el 91,8%, el 1,5% más que en los cinco primeros meses de 2019. Las únicas contribuciones positivas a las exportaciones en este periodo han provenido del sector de alimentación, bebidas y tabaco (0,9%) y otras mercancías (0,3%). En concreto, el incremento que han experimentado las exportaciones de este segmento ha venido motivado por el incremento en las ventas de frutas, hortalizas y legumbres a Alemania, Francia, Reino Unido e Italia, así como de productos cárnicos a China. 

En el lado opuesto, los segmentos más afectados han sido principalmente el sector automóvil (-5,4%), bienes de equipo (-4,5%), manufacturas de consumo (-2,7%) y productos energéticos (-2,4%). En este apartado, destaca la caída en las ventas de petróleo y derivados a Italia, Estados Unidos, Francia y Países Bajos, así como de carbón y electricidad a Portugal. En general, las ventas al exterior del sector de materias primas han descendido el 23,8% interanual debido a la reducción en las exportaciones de minerales a China y Bulgaria, o de animales y vegetales a Turquía y a Francia. En lo que respecta a las semimanufacturas no químicas han caído el 16,4% por la caída en las ventas a Francia, entre otros países, así como de metales no ferrosos a Países Bajos, Francia, Portugal y Marruecos. Por último, las exportaciones del sector de bienes de equipo se han reducido el 22,2% como resultado de las menores ventas de material de transporte por carretera, principalmente a Reino Unido, Francia y, en menor medida, Alemania e Italia. 

A nivel estatal, las comunidades autónomas españolas con mayores crecimientos en sus exportaciones han sido Extremadura (16,8%) e Islas Baleares (6,4%). En cambio, los mayores descensos se han registrado en el País Vasco (-24,7%), Galicia (-24,5%) y Canarias (-22,9%). 

En cuanto a las importaciones, ningún sector ha logrado incrementar su cuota en el periodo enero-mayo. Por lo que respecta a las contribuciones negativas, se encuentran de nuevo el sector del automóvil (-4,9%), productos energéticos (-4,4%), bienes de equipo (-3,8%) y manufacturas de consumo (-1,6%). Los principales sectores en términos de peso sobre las importaciones totales han sido los bienes de equipo (-18,1%), productos químicos (-3,8%), así como alimentación, bebidas y tabaco (-0,9%) y manufacturas de consumo (-14,5%). 

En función de su destino, las exportaciones dirigidas a la Unión Europea, el principal socio comercial de España que acumula el 59,8% del total de las exportaciones, han disminuido el 16,7% en los cinco primeros meses del año. Las ventas a la zona euro, que representan 52,2% del total, han descendido el 16,8%, así como las destinadas al resto de la Unión Europea -el 7,7% del total-, las cuales han decrecido del 16,4%. Asimismo, las exportaciones a destinos extracomunitarios, con el 40,2% del total, han caída en el 17,8% en este periodo, con descensos de las exportaciones a Oceanía (-36,8%), América Latina (-25,5%), África (-24,7%), Oriente Medio (-15,5%), América del Norte (-13,6%) y Asia excluido Oriente Medio (-7,5%).