24 de septiembre de 2020 | Actualizado 18:14

El coronavirus lleva a Aena a perder 170 millones de euros en la primera mitad del año

El deterioro de las cuentas de Aena está directamente relacionado con las restricciones a la movilidad, especialmente intensas en el segundo trimestre
Aena

Aena ha registrado unas pérdidas de 170,7 millones de euros en el primer semestre de 2020, periodo marcado por las medidas implementadas para mitigar la propagación del coronavirus, especialmente el segundo trimestre. Las pérdidas suponen una contracción del 130,5% respecto al resultado acumulado entre enero y junio de 2019. “Este dato refleja el impacto de la crisis del Covid-19, que ha supuesto restricciones a la movilidad y, como consecuencia, una drástica reducción del tráfico aéreo desde marzo hasta finales de junio”, ha justificado Aena.

Los ingresos se han reducido hasta los 1.112,4 millones de euros en el acumulado hasta junio

De hecho, el número de pasajeros en este semestre ha caído el 66% en España, hasta los 43,5 millones. Si se contabilizan los datos del Aeropuerto de Luton (Londres) y de los seis aeropuertos de Aena Brasil, la cifra de pasajeros asciende a 50,2 millones, el 65% menos que en el mismo semestre de 2019. El descenso del tráfico se materializó en marzo y se agudizó en los meses de abril, mayo y junio, con caídas del 99%. Con el fin del estado de alarma y la apertura de fronteras UE-Schengen, “el tráfico se ha ido recuperando en julio hasta alcanzar las 3.000 operaciones en algunas jornadas del mes”, según el gestor aeroportuario español. En el caso de la carga aérea, la contracción acumulada a junio ha ascendido al 27,9%.

Los ingresos totales consolidados de la compañía han disminuido hasta 1.112,4 millones de euros, lo que supone un descenso del 47,0% respecto al primer semestre de 2019. La reducción de los ingresos aeroportuarios se ha situado en el 58,9%, mientras los ingresos comerciales e inmobiliarios han disminuido el 20,5%.

APLAZAMIENTOS, INCENTIVOS Y NEGOCIACIONES
El gestor aeroportuario ha aprovechado la presentación de sus resultados para repasar algunas de las medidas que está llevando a cabo para suavizar los efectos de la pandemia en el sector aéreo. Aena ha negociado medidas con “las empresas que prestan servicio en los aeropuertos, clientes y arrendatarios, en relación con el impacto del Covid-19, como el aplazamiento de pagos por un periodo de seis meses o reducciones de rentas de hasta el 75% en los activos inmobiliarios explotados por compañías aéreas, agentes de handling, proveedores comerciales, etc”. El importe aplazado por diferentes conceptos asciende a 83,6 millones de euros, de los que 18,6 millones de euros corresponden a los operadores comerciales y 65,0 millones de euros a las aerolíneas, según datos de la compañía.

Por otro lado, a mediados de 2020, el consejo de administración de Aena aprobó “un esquema de incentivos comerciales diseñados para facilitar la programación de operaciones por parte de las líneas aéreas, con independencia del número de pasajeros que consigan tener en los vuelos que operen”. Esta medida supone unos 25 millones de euros bajo la hipótesis de bonificar unas 71.000 operaciones para el periodo julio 2020- marzo 2021. Además, se están negociando los contratos comerciales. “Estas negociaciones podrían contemplar distintas adaptaciones de las condiciones contractuales a la realidad post Covid-19, en relación con las Rentas Mínimas Anuales Garantizadas (incluyendo una eventual minoración de las mismas vinculada a la duración del periodo de alarma), la duración de los contratos y otros, siempre y cuando se mantuviesen los arrendatarios en sus contratos”.

Centro de preferencias de privacidad

Anuncios

Estadísticas

Google Analytics