24 de octubre de 2020 | Actualizado 9:25

La startup WagonGo compite en las entregas sostenibles con triciclos en Madrid

Los vehículos de la compañía pueden transportar hasta 100 kilos para realizar entregas sin esfuerzo físico gracias a su asistencia eléctrica

La startup española WagonGO se presenta como alternativa para realizar entregas en la última milla a través de triciclos de carga en la capital. Con unas dimensiones de 235 x 860 x 1200 mm y un peso de 60 kg, estos triciclos pueden transportar hasta 100 kilos de carga “sin esfuerzo físico por parte del repartidor debido a su asistencia eléctrica”, ha destacado la startup. El motor eléctrico de este vehículo incorpora una batería que se recarga entre cuatro y seis horas, cuya carga puede durar a lo largo de un día entero, según WagonGo.

“Llegar a cualquier punto de la ciudad, incluso a las zonas restringidas y peatonales, mejorar los tiempos de entrega en corta-media distancia y respetar el medio ambiente ha sido lo que nos ha impulsado a fabricar los triciclos WagonGO”, ha comentado el fundador y consejero delegado de WagonGO, Miguel Ángel del Pino. El creador de la compañía ha señalado además que “nuestro objetivo realizar entregas en un tiempo inferior a las tres horas”. De esta forma, WagonGo pretende que sus triciclos puedan circular tanto dentro de la M-30 como llegar hasta la última milla alcanzando los 40 o 60 km por hora.

WagonGo pretende que sus triciclos circulen dentro de la M-30 y en la última milla en torno a los 40 o 60 km/h

La startup WagonGO ha nacido durante el periodo de pandemia a través de recogidas en la acera y para facilitar la distancia y la seguridad entre cliente y conductor. Ahora, la empresa ha implementado asimismo entregas de puerta a puerta, siempre que el peso del paquete sea inferior a 25 kilos. Su próximo desafío, según ha destacado la compañía, pasa por ampliar su flota de seis triciclos eléctricos y “llevar su compromiso de entregas sostenibles a otras ciudades españolas”.