2 de diciembre de 2020 | Actualizado 17:41

El transporte por carretera se siente engañado ante las limitaciones del Plan Renove

Las asociaciones han denunciado que, tras meses de espera, gran parte del sector ahora no puede acceder a las ayudas para renovar sus flotas
Anfac / E. M.

Las empresas de transporte por carretera se sienten engañadas ante la “sorpresa” de la exclusión de parte del sector en la línea de ayudas del Plan Renove 2020 para la renovación de flotas. Según han asegurado las principales asociaciones de transporte de mercancías por carretera en España como CETM, Fenadismer, Fetransa y Astic, “no se ha advertido en ningún momento al sector que las empresas de transporte de servicio a terceros no podrán utilizar dichas ayudas para la renovación de flotas”. El tejido asociativo ha denunciado, además, los reiterados retrasos en la puerta en marcha de la plataforma informática para solicitar las ayudas del plan, que han prolongado la incertidumbre de la carretera.

Pese a que mediante estas ayudas se subvencionan vehículos destinados al transporte de mercancías de las categorías N1 (cuya MMA es inferior a las 3,5 toneladas), N2 (MMA entre 3,5 y 12 toneladas) y N3 (MMA superior a las 12 toneladas) y de que pueden beneficiarse tanto profesionales autónomos, personas físicas y empresas privadas, “la gran sorpresa ha sido que las de transporte de mercancías por carretera no pueden utilizarlas para la renovación de flotas”, ha puesto de relieve CETM. 

CETM denuncia que muchas empresas se han quedado en la estacada, con la renovación pactada desde julio

El Plan Renove opera bajo las condiciones del reglamento europeo relativo a la aplicación de los artículos 107 y 108 del Tratado de funcionamiento de la Unión Europea a las ayudas de minimis, el cual establece que dichas ayudas no podrán utilizarse para la adquisición de vehículos de transporte de mercancías por carretera de servicio público. En consecuencia, CETM ha lamentado que “muchas empresas del sector se han quedado en la estacada, con la renovación de flotas pactadas desde julio, y sin las ayudas con las que contaban para hacer frente a una inversión de tal calibre y en un momento tan difícil como el que vivimos ante la crisis del coronavirus”. 

¿QUÉ ES LA REGLA O NORMA DE MINIMIS?
La regla de minimis es la norma que exime a todas las pequeñas subvenciones de la obligación de notificarlas de antemano a la Comisión Europea para que sean aprobadas con arreglo a las normas sobre ayudas estatales. 

Por su parte, el director general de Astic, Ramón Valdivia, ha subrayado que es “una sorpresa negativa más que nos lleva a pensar que no somos tan esenciales”. Valdivia ha recordado que “también se nos ha dejado fuera de la prórroga de los ERTE como empresas más bonificadas, y ahora nos damos cuenta de que no se ha podido solventar el reglamento de minimis”. Según ha explicado el director general de la asociación española de transporte internacional por carretera, “en el real decreto no se hacía ninguna mención a ello, por tanto, habíamos considerado que se había pedido la correspondiente excepción a Bruselas”. De esta forma, desde que se aprobó en junio este plan de ayudas, “se han realizado múltiples operaciones de venta de vehículos por parte de nuestros afiliados que creían contar con este apoyo”, puesto que las ayudas del plan podían alcanzar hasta los 4.000 euros. 

102.000 autónomos y empresas

Fenadismer ha calculado que unas 102.000 autónomos y empresas se han quedado fuera del Plan Renove 2020

De esta forma, CETM ha reclamado la modificación de los requisitos para acceder al Plan Renove y las ayudas de minimis para así poder cumplir “con las propias exigencias del Gobierno en su camino hacia la movilidad sostenible”, puesto que, de no ser así “se evidenciará que el Ejecutivo no tiene en cuenta al transporte de mercancías por carretera”, ha sentenciado la confederación empresarial. En la misma línea, el presidente de Fetransa, Víctor González, ha lamentado la falta de ayudas y la incertidumbre que asola al sector que, según ha valorado “cuando nos alcanza, lo hace de manera muy insuficiente”. 

Por su parte, Fenadismer ha manifestado que la omisión de la Administración “supone un engaño al sector”. Según los datos de la organización, unos 102.000 autónomos y empresas que operan en el sector del transporte público de mercancías por carretera han quedado automáticamente fuera de estas ayudas. “A pesar de haber formalizado miles de operaciones de compra de camiones y furgonetas con el aliciente de que dicha ayuda sería recibida”, ahora no podrán acceder a ellas, han lamentado desde Fenadismer.