29 de noviembre de 2020 | Actualizado 12:01

El ‘Eco Valencia’ realiza sus primeras escalas en España para el servicio con Livorno y Savona

El Grupo Grimaldi ha anunciado que en las próximas semanas se incorporará al enlace el buque gemelo 'Eco Barcelona'
El buque atracado en el puerto de Barcelona | Grimaldi Group

El buque ‘Eco Valencia’ del grupo Grimaldi ha realizado hoy su primera escala en los puertos de Barcelona y Valencia para cubrir el servicio entre ambos enclaves y los italianos de Livorno y Savona. La naviera ha señalado que, en las próximas semanas, se sumará el buque gemelo ‘Eco Barcelona’ a este enlace. El ‘Eco Valencia’ es el primero de un total de 12 barcos Ro-Ro híbridos pertenecientes a la nueva clase Grimaldi Green 5th Generation (GG5G). “Se trata del buque Ro-Ro más grande del mundo dedicado al transporte marítimo de corta distancia y puede transportar 7.800 metros lineales de mercancías rodadas, lo que equivale a unos 500 remolques”, han explicado desde la compañía marítima.

“Nos comprometemos con España al operar de forma más sostenible en Barcelona y Valencia”
Mario Massarotti Consejero delegado de Grimaldi en España

La capacidad de carga de sus garajes es el doble que la de los barcos más grandes que actualmente opera el grupo napolitano. Sin embargo, ha reseñado la compañía, el nuevo buque consume la misma cantidad de combustible a la misma velocidad, lo que supone una eficiencia duplicada en términos de emisiones por tonelada transportada. El ‘Eco Valencia’ tiene 238 metros de eslora y 34 metros de manga, un tonelaje bruto de 67.311 toneladas y una velocidad de crucero de 20,8 nudos. Grimaldi ha señalado que de las 12 nuevas unidades de la clase GG5G, nueve se desplegarán en el Mediterráneo y otras tres serán operadas por la compañía Finnlines, perteneciente al grupo, en el Norte de Europa.

El consejero delegado de Grimaldi en España, Mario Massarotti, ha mostrado su satisfacción “por dar la bienvenida en España a esta nave verde, única en el mundo, sostenible, híbrida y de bajas emisiones”. “Operar de manera sostenible es una prioridad para nosotros y hacerlo en los puertos de Barcelona y Valencia es una muestra de nuestro compromiso hacia este país”.

“Este buque contribuye al objetivo que nos hemos fijado de ser un puerto neutro en emisiones”
Mercé Conesa Presidenta de la Autoridad Portuaria de Barcelona

Los buques de esta nueva clase están dotados de motores controlados electrónicamente y utilizan combustibles fósiles durante la navegación y electricidad mientras están estacionados en puerto, lo que garantiza cero emisiones en los enclaves. Grimaldi ha añadido que, durante la parada en el muelle, se pueden satisfacer las necesidades energéticas de las actividades a bordo gracias a la electricidad almacenada por las baterías de litio que se recargan durante la navegación gracias a los ‘shaft generators’ y a 600 metros cuadrados de paneles solares. A bordo de estos buques, también se instalan sistemas de purificación de gases de escape para reducir las emisiones de azufre y partículas, los conocidos como scrubbers.

“Este barco demuestra que Grimaldi está en línea con nuestro objetivo de descarbonización”
Aurelio Martínez Presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia

El presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, Aurelio Martínez, ha señalado que el ‘Eco Valencia’ es otra demostración “de que el grupo Grimaldi está perfectamente en línea con el objetivo de descarbonización del puerto de Valencia”. “Cumplimos los mismos objetivos y ambos estamos muy comprometidos con el medio ambiente y con las directivas de la Unión Europea que quieren eliminar el carbono de los puertos”. En esta misma línea se ha expresado la presidenta de la Autoridad Portuaria de Barcelona, Mercè Conesa, que ha resaltado que el estreno de este buque “refuerza el compromiso de la naviera con la sostenibilidad. Para el puerto de Barcelona es muy importante que un socio de la relevancia de Grimaldi esté alineado con nuestra estrategia de descarbonización de la actividad marítima y portuaria”. Conesa ha añadido que este buque “contribuye a alcanzar el objetivo que nos hemos fijado de ser un puerto neutro en emisiones”.