29 de julio de 2021 | Actualizado 11:45

La carga aérea mundial se recupera pese a los rebrotes del virus

El mercado europeo de carga aérea está sufriendo en mayor medida que otros los efectos de las sucesivas olas del coronavirus
Hong Kong International Airport

La carga aérea mundial ha continuado en su senda de mejora en noviembre, pese a experimentar una contracción del 6,6% respecto el mismo mes de 2019. Desde la asociación de transporte aéreo internacional IATA han advertido, no obstante, que “la caída está sesgada, ya que en noviembre de 2019 hubo un impulso de la demanda por la disminución de la guerra comercial entre Estados Unidos y China”. Se trata de un mes de temporada alta para la carga aérea, con efemérides consumistas como el Black Friday y el Single Day (Día del Soltero) que han impulsado los volúmenes entre América del Norte y Asia. No obstante, mientras la región norteamericana ha visto crecer sus cifras el 5% interanual, el impacto de la Covid-19 y los confinamientos en Europa han provocado una caída del -13,7%.

Por su parte, la capacidad global se ha contraído el 20% en noviembre. Se trata de una mejora respecto al mes de octubre posibilitada por el aumento del 20% en la capacidad de los cargueros, aunque la contracción del ‘belly cargo’ se ha mantenido en el 53%. “Persisten las contracciones severas de capacidad, pues una gran parte de la flota continúa en tierra”, ha reiterado el consejero delegado de IATA, Alexandre de Juniac. “Ello presionará a la industria mientras se equipa para enviar las vacunas del coronavirus”.

“Persisten las contracciones severas de capacidad, pues una gran parte de la flota continúa en tierra”
Alexandre de Juniac Consejero delegado de IATA

Sin embargo, los resultados varían ampliamente entre regiones. El desarrollo de América del Norte, comparado con el resto de la industria, se debe “a su menor contracción de capacidad”, según IATA. Asimismo, las ventas del retail entre China y Estados Unidos han aumentado el 5% interanual. En el otro extremo de esta ruta, las aerolíneas de Asia y el Pacífico han visto decrecer sus volúmenes el 9,5%, de forma que empeoran sus cifras el 2,2% respecto a octubre. Aunque el tráfico internacional ha sido débil, las exportaciones hacia América del Norte y Europa en el ámbito del ecommerce y los equipos de protección personal (EPI) se han mantenido. Por su parte, la capacidad se ha contraído el 25,3%, una mejora respecto al 28,5% de octubre.

En el caso de Europa, el resurgimiento del Covid-19 y el impacto de los confinamientos han afectado a la demanda de los consumidores y a los negocios, ha señalado IATA. Los volúmenes han caído el 13,7%, mientras que la falta de capacidad persiste como un reto, con un descenso del 24,9% en noviembre. En el caso específico de España, el bache de noviembre ha confirmado la pérdida de una cuarta parte de la carga aérea.

Europa registra el segundo peor resultado por regiones, por detrás de América Latina

Las aerolíneas de Oriente Medio han registrado un declive del 2,2% en los volúmenes, un deterioro del 1,1% respecto a octubre. La falta de conectividad internacional ha perjudicado a la recuperación en la región, a la vez que la capacidad ha caído el 18,6%. Por su parte, África ha experimentado un decrecimiento de los volúmenes del 1,7% interanual, tras tres meses de crecimiento positivo. Esta evolución se justifica por un desempeño débil de la ruta entre Asia y África, que ha descendido el 4,5% interanual, aunque la capacidad de carga también ha descendido el 19,4%.

Finalmente, América Latina ha experimentado una caída del 19,4% en los volúmenes de carga, un empeoro respecto la caída del 12,2% en octubre. Esta región también se ha visto afectada por el resurgimiento del Covid-19 y el impacto de los confinamientos en la demanda de consumo y la actividad en los negocios. Por su parte, la capacidad internacional ha disminuido el 23,8%, una mejora del 28,9% en octubre.