7 de marzo de 2021 | Actualizado 8:10

Las terminales ferroviarias de Madrid recuperan la operatividad tras la ola de frío y el temporal

Vuelven a circular todos los trenes programados y se han puesto a punto de nuevo las grandes instalaciones ferroviarias intermodales
Terminal de Conterail en Coslada | CSP Spain

Adif ha confirmado la vuelta a la normalidad de sus terminales de mercancías en la Comunidad de Madrid (Abroñigal, Santa Catalina, Vicálvaro y Villaverde). Ya están operativas después de que el temporal Filomena provocara fuertes nevadas en toda la zona central del país y una ola de frío posterior complicada todavía más la situación. Actualmente, todos los trenes programados entre las capitales de provincia y Madrid están circulando con normalidad, así como los accesos desde las terminales de Adif hasta los puertos secos de Coslada y Azuqueca. 

En esta línea, la terminal de Coslada explotada por Conterail, del grupo Cosco Shipping Ports Spain (CSP Spain), también ha confirmado que normalizó su actividad habitual el pasado sábado 16 de enero después de verse obligada a cancelar toda su operativa por la imposibilidad de operar trenes y camiones por la nevada. El equipo de la terminal estuvo trabajando en la limpieza de la zona con la colaboración del Centro de Transportes de Coslada (CTC) y Vicálvaro. En total, se pudieron retirar más de 2.000 toneladas de nieve que impedían la actividad de la terminal. 

La vuelta a la normalidad de los centros intermodales han permitido garantizar el abastecimiento de alimentos y materias primas

Para recuperar las circulaciones de mercancías, ha sido “crucial” poner a punto las grandes instalaciones logísticas, donde llegan los trenes y su carga puede pasar a los camiones para la última fase de su distribución. La puesta en marcha de estas terminales intermodales ha permitido garantizar de nuevo el abastecimiento de alimentos y materias primas en la capital. Adif ha recordado que, desde la semana pasada, “muchas empresas del transporte de mercancías están derivando tráficos desde la carretera hasta el ferrocarril, cuya fiabilidad durante Filomena ha sido, sin duda, mucho mayor”. 

Por otro lado, Adif ha manifestado que sus profesionales han trabajado “intensamente” para recuperar las cercanías y los servicios de alta velocidad y media distancia, “con el fin de que la gente pudiera volver a sus casas tras las vacaciones o desplazarse a sus lugares de trabajo o los centros sanitarios”. El administrador ferroviario ha corroborado que las incidencias son “cada vez menos numerosas y con un menor impacto”, ya que, en paralelo a la recuperación de las circulaciones, “se continúan llevando a cabo trabajos de comprobación y reparación de todos los cambios, desvíos y material rodante”.