4 de diciembre de 2021 | Actualizado 17:39

Antwerp y Zeebrugge suman fuerzas para disputar el liderazgo de Rotterdam

La fusión de ambos puertos los convertirá en el mayor enclave europeo de contenedores en términos de tonelaje
Los presidentes de ambos puertos, Annick De Ridder (Antwerp) y Dirk De fauw (Zeebrugge) sellaron la fusión la semana pasada | Port of Antwerp

Las negociaciones entre las autoridades de Antwerp (Amberes y Zeebrugge (Brujas) han fructificado y fusionarán en un solo ente sus respectivos puertos. El acuerdo marca el inicio del proceso de unificación que se espera completar en un año. Una vez finalizado, los puertos operarán bajo el nombre “Port of Antwerp-Bruges”. Como resultado de esta fusión, ha indicado el puerto de Antwerp, el nuevo ente se convertirá en el más importante de Europa en términos de toneladas en contenedor, con 157 millones de toneladas al año, uno de los mayores de graneles y el primero en el tráfico de vehículos en el continente. Además, ha indicado el puerto de Antwerp, el recinto resultante de la fusión aglutinará más del 15% del Gas Natural Licuado (GNL) que transite por Europa y seguirá siendo el centro químico más importante del Viejo Continente.

278 millones de toneladas

La fusión de ambos puertos les permitirá alcanzar los 278 millones de toneladas anuales

La unión de ambos puertos dotará a la nueva institución de un volumen de mercancías total de 278 millones de toneladas anuales. Ambos enclaves han señalado que son complementarios en gran parte: Antwerp se especializa en la manipulación y almacenamiento de contenedores, productos químicos y graneles, mientras que Zeebrugge es una instalación clave para el tráfico Ro-Ro, la manipulación de contenedores y el transbordo de GNL. El proyecto de unificación tiene que ver con la creación de valor añadido para las áreas circundantes de ambas ciudades, así como para el resto de Flandes. Los dos puertos han definido tres prioridades estratégicas: crecimiento sostenible, resiliencia y liderazgo en la transición energética y digital.

Para maximizar este valor añadido, el nuevo ente desarrollará y optimizará la interconectividad entre ambos puertos. Antwerp ha destacado que se agrupará “el transporte de mercancías por ferrocarril entre ambos, se optimizará el tráfico por vías navegables y las conexiones de tuberías también estarán en la lista de prioridades”. Las inversiones estratégicas comprometidas hasta ahora por cada una de sus atrocidades portuarias seguirán adelante, mientras que las futuras se evaluarán “desde una perspectiva operativa unificada, de modo que ambas plataformas portuarias se beneficien”, ha añadido el puerto de Amberes. En un futuro próximo, se desarrollará una estructura organizativa y una forma de trabajo unificadas.

La fusión está sujeta a la aprobación de las autoridades de competencia belgas

Esta unión permitirá responder con mayor rapidez y eficacia a los desarrollos sociales y tecnológicos, como la transición energética, la innovación y la digitalización, ha apuntado el puerto de Antwerp. La sostenibilidad ya formaba parte de la dirección estratégica de ambos enclaves, pero su unión “pondrá el listón más alto. El puerto unificado asumirá una posición de liderazgo como centro de importación de hidrógeno verde y desempeñará un papel activo en la economía del hidrógeno”.