18 de abril de 2021 | Actualizado 9:43

Grimaldi amplía su concesión en el puerto de Barcelona e incorpora dos nuevos espacios

La autoridad portuaria también ha otorgado a Baleària una concesión para instalar una estación marítima temporal en el muelle Adosado
Terminal de Grimaldi en el puerto de Barcelona | Puerto de Barcelona

La Autoridad Portuaria de Barcelona ha ampliado la concesión de Grimaldi Terminal Barcelona con dos nuevos terrenos ubicados el muelle de Contradique. Los espacios, que suman 27.522 metros cuadrados, se ubican al lado de sus actuales instalaciones en el muelle Costa y permitirán al grupo marítimo italiano disponer de un total de 64.221 metros cuadrados de superficie. “Estos nuevos espacios mejorarán la operativa de la terminal, dedicada al transporte de pasajeros, vehículos, camiones y remolques, además de facilitar el crecimiento de los tráficos existentes”, han detallado desde el puerto. Asimismo, su consejo de administración también ha prorrogado su concesión, que era de 15 años, durante seis años más.

Grimaldi invertirá cuatro millones de euros en las obras necesarias en el muelle de Contradique. Por otra parte, la ampliación de la concesión incluye el compromiso de Grimaldi Terminal Barcelona de realizar una inversión continuada en su maquinaria, con la renovación de diez de las unidades tractoras cada cinco años.

La concesión de Grimaldi incluye el compromiso de renovar diez unidades tractoras cada cinco años

En su último consejo de administración, el puerto catalán también ha otorgado a la naviera Baleària una concesión de ocho años para instalar una estación marítima temporal para pasajeros. En concreto, se destinará al pasaje que embarca con vehículo particular en el muelle Adosado, con el objetivo de mejorar los servicios que la naviera ofrece entre Barcelona y las Islas Baleares. La estación contará con 453 metros cuadrados y un aparcamiento de 2.687 metros cuadrados. “Se prevé que la concesión sea temporal, hasta que Baleària pueda disponer de una nueva estación marítima en el sur del muelle Adosado y previa tramitación pertinente, para poder operar la totalidad de sus buques que escalan en Barcelona”, han detallado desde el puerto.

La autoridad portuaria también ha aprobado una política de cumplimiento legal (Compliance) para establecer mecanismos de prevención y control sobre los procesos internos de toma de decisiones, en línea con su voluntad de incrementar la transparencia. “Es el marco en el que se desarrollarán diferentes mecanismos para asegurar y garantizar que seguimos un estricto cumplimiento de las normas y de la legalidad”, ha explicado. Asimismo, incluye dos documentos anexos sobre política anticorrupción y reglamento de funcionamiento del órgano de control para la prevención de riesgos. Finalmente, el puerto de Barcelona también ha aprobado un manual de prevención de riesgos penales.