26 de julio de 2021 | Actualizado 15:11

Michelin desarrolla un sistema de velas automatizado para buques mercantes

La compañía francesa tiene previsto probar este sistema por primera vez en un buque mercante el próximo año
Michelin

El proyecto Wing Sail Mobility (Wisamo) de Michelin se compone de un sistema de velas automatizado, telescópico e hinchable que se puede instalar tanto en buques mercantes como en embarcaciones de recreo. La compañía francesa instalará este sistema por primera vez en un buque mercante en 2022, fecha en la que espera que entre en producción, una vez superada la fase de pruebas. Es fruto de la colaboración entre el departamento de Investigación y Desarrollo de Michelin y dos inventores suizos que comparten la visión “Todo Sostenible” del grupo francés. El sistema “resulta especialmente adecuado para los buques de cargamento rodado, cargueros, petroleros y buques cisterna”, ha apuntado el fabricante de neumáticos.

El sistema puede mejorar la eficiencia del barco en cuanto a consumo de carburante hasta el 20%

Su instalación, ha indicado la compañía, puede realizarse como equipo original en los barcos nuevos, así como en los que ya están en servicio. “El rango de uso del ala es uno de los más amplios del mercado, con una eficacia probada en muchos puntos de vela, especialmente cuando se navega en ceñida (barlovento)”, ha apuntado Michelin. Se puede usar en todas las rutas marítimas y el mástil telescópico es retráctil, lo que facilita la entrada del barco en los puertos, así como su paso por debajo de los puentes. La firma francesa ha señalado que, en total, “el sistema puede mejorar la eficiencia del barco en cuanto a consumo de carburante hasta el 20%”.

Lee también

El retorno del viento en popa a toda vela

JUAN CARLOS PALAU

Valencia

El retorno del viento en popa a toda vela

La colaboración con Michel Desjoyeaux, marinero de renombre mundial y embajador del proyecto, permite a los equipos de investigación de Michein perfeccionar su desarrollo. La firma francesa ha indicado que su aportación “y los conocimientos técnicos de este experimentado navegante harán posible la realización de ensayos de navegación marítima en condiciones reales”. Michel Desjoyeaux ha señalado que la ventaja “de la propulsión eólica es que la energía del viento es limpia, gratuita, universal y totalmente indiscutible. Ofrece una vía muy prometedora para mejorar el impacto medioambiental de los buques mercantes”.