29 de julio de 2021 | Actualizado 11:45

Noatum Terminal Málaga y Servimad Global reducirán las emisiones de los graneles sólidos

La terminal ha adquirido una nueva tolva mientras que el operador logístico adecuará la tolva doble con la que cuenta en el puerto de Málaga
Cinta transportadora de Servimad Global | Autoridad Portuaria de Málaga

La tendencia al alza del tráfico de graneles sólidos en el puerto de Málaga ha llevado a Noatum Terminal Málaga y Servimad Global a invertir en estructuras más ecológicas para minimizar las emisiones de partículas en el movimiento de estas mercancías. En el caso de la primera, que gestiona la concesión administrativa en el muelle 9, ha adquirido una nueva tolva con capacidad para 180 toneladas que se suma a la ya existente para la descarga de granel sólido. Por su parte, Servimad Global prevé adecuar en los próximos meses la tolva doble de la que ya dispone en los muelles 6 y 7 del puerto de Málaga mediante la instalación de sistemas de aspiración que permitan reducir la emisión de partículas.

Noatum Terminal Málaga dispone de cuatro nuevos almacenes de 1.562 metros cuadrados cada uno

Las dos tolvas de Noatum Terminal Málaga disponen de un sistema de descarga de producto entre el vehículo y la cámara interior que reduce en un gran porcentaje la emisión de polvo al exterior, ha indicado la Autoridad Portuaria de Málaga. Para el proceso de descarga del barco a la tolva mediante grúa portuaria, cuenta con un sistema ecológico denominado Flex-Flap que evita emitir el mayor porcentaje de polvo en suspensión. La terminal también ha ampliado la zona de almacenamiento con cuatro nuevos almacenes individuales de 1.562 metros cuadrados cada uno, separados por muros de hormigón de siete metros de alto y una cota máxima de 13 metros de altura. Estas nuevas instalaciones, se suman a los otros cuatro módulos que ya están operativos, ha indicado la institución portuaria malagueña.

Servimad Global fue pionera en 2019 al poner en funcionamiento una cinta transportadora encapsulada impulsada por FYM HeidelbergCement para aplicar la sostenibilidad medioambiental a la manipulación de clinker en el recinto. La autoridad portuaria ha señalado que la cinta “está totalmente carenada y cuenta con un sistema de aspiración de partículas que elimina completamente la emisión de polvo al entorno”. El clinker se descarga directamente desde los camiones a costado de muelle y con la cinta se envía a la misma bodega del barco, gracias a su manga telescópica. La capacidad de carga de la cinta es de 650 toneladas por hora. El puerto de Málaga movió 1,4 millones de toneladas de granel sólido en 2020. El pienso y forrajes coparon cerca de la mitad de esta cifra, y el movimiento de cemento y clinker creció el 18,8%.