22 de septiembre de 2021 | Actualizado 16:19

Competencia multa a las grandes constructoras por repartirse la conservación y explotación viaria

ACS, Ferrovial, FCC, Sacyr, Acciona y OHL lideraron un cártel que les permitió adjudicarse la mayor parte de los contratos entre 2014 y 2018
Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana / Flickr

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMC) ha sancionado con un total de 61,28 millones de euros a 12 empresas por repartirse licitaciones de servicios de conservación y explotación de carreteras convocadas por el que en su día era el ministerio de Fomento (actual ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana). Dentro de este conjunto de firmas, destaca la participación de filiales de gigantes españoles del sector constructor como ACS, Ferrovial, FCC, Sacyr, Acciona y OHL (OHLA), entre otros.

El grupo de empresas consiguió 71 de las 101 licitaciones del ministerio entre 2014 y 2018 para conservación y explotación de carreteras, participando sistemáticamente en todas las licitaciones acordadas y restringiendo así el número de ofertas con bajas superiores a un umbral predeterminado por el cártel, ha constatado Competencia. El importe total de las adjudicaciones a empresas del cártel superó los 530 millones de euros, lo cual supone el 63% del importe total adjudicado por el ministerio para los servicios de conservación de la red de carreteras del Estado en dicho periodo.

Las compañías sancionadas agrupaban las diferentes licitaciones y asignaban a cada uno una “bolsa de puntos” que se iba consumiendo por las empresas en función del nivel de descuentos sobre el presupuesto de contratación, tal y como sostiene la CNMC en un comunicado. “Cuando mayores fueran las bajas que presentasen en sus respectivas ofertas económicas, más puntos se gastaban; de este modo, se limitaba el número de contratos en los que las empresas presentaban descuentos altos en cada grupo de licitaciones, ya que el número de puntos de la bolsa nunca era suficiente como para tratar de conseguir todos los contratos de cada grupo”, explica el organismo.

70%

Las 12 empresas se repartieron el 70% de los contratos de conservación y explotación de carreteras entre 2014 y 2018

Este sistema incentivaba a cada empresa del cártel a concentrar sus posibilidades de adjudicación en un número limitado de licitaciones, presentando en las restantes ofertas con escasas o nulas posibilidades de adjudicación, convirtiéndose así en ofertas de cobertura. El sistema diseñado por las compañías se fue adaptando a los sucesivos cambios en los pliegos de contratación introducidos por la Administración. Según Competencia, “la mecánica empleada por el cártel resultaba particularmente compleja, facilitando la monitorización de su cumplimiento a la vez que se dificultaba enormemente su detección, que finalmente se dio gracias a una información anónima”.

Junto a las multas económicas, la CNMC ha establecido una serie de sanciones a estas empresas, como la prohibición de contratar con las administraciones públicas, si bien la Junta de Contratación del Estado todavía está pendiente de resolver la duración y el alcance de esta sanción. Por su parte, la empresa Aceinsa se ha beneficiado de una reducción del 50% sobre el total de la multa impuesta y se le ha excluido de la prohibición de contratar con la Administración al haber aportado elementos de prueba y que han permitido a la CNMC detectar y acreditar la existencia del cártel.