26 de octubre de 2021 | Actualizado 16:38

Bilbao acogerá el mayor laboratorio flotante de ensayos para la industria offshore

La instalación será botada en las próximas semanas y tiene unas dimensiones de 8,5 metros de diámetro por 7 metros de altura
El nuevo laboratorio será botado en las próximas semanas | Autoridad Portuaria de Bilbao

El centro de investigación y desarrollo tecnológico Tecnalia ha desarrollado un laboratorio flotante de ensayos para la industria offshore que será botado en las próximas semanas en el puerto de Bilbao. Esta instalación, “única en Europa, de mayor tamaño y conectado”, ha indicado la Autoridad Portuaria de Bilbao, cuenta con mejores prestaciones y capacidades para acometer nuevos ensayos y actividades de I+D+i para dar respuesta a las necesidades de la industria offshore y mejorar su competitividad. Las empresas vascas ya disponían desde 2018 de un laboratorio para ensayar materiales y soluciones en un entorno offshore real. Esta nueva versión, ha indicado la institución portuaria, “permitirá realizar ensayos y pruebas de nuevos materiales y desarrollos destinados a la industria offshore en un entorno real y en condiciones controladas”.

El nuevo laboratorio contará con conexión a la red eléctrica y de comunicaciones para recoger datos

Entre las novedades, la autoridad portuaria ha destacado que contará con conexión a la red eléctrica y de comunicaciones, gracias a un cable dinámico que le conectará con la red submarina de BiMEP (Biscay Marine Energy Platform), lo que permitirá la recogida de datos y su posterior análisis. “Esta conexión”, ha añadido el puerto de BIlbao, “le otorga al laboratorio la posibilidad de ensayar equipos en funcionamiento a bordo y facilitar el manejo de cargas a través de diversos sistemas embarcados: grúa hidráulica, pescante exterior y polipastos interiores”. La nueva instalación cuenta con unas dimensiones de 8,5 metros de diámetro por 7 metros de altura, “lo que le da una mayor capacidad de ensayo”, ha señalado el enclave vasco.

“Gracias a las características renovadas de esta nueva versión”, ha afirmado la autoridad portuaria, “se podrán realizar también ensayos de elementos de fondeo o en el propio fondo marino, hasta 65 metros de profundidad”. Además, cuenta con una estación meteorológica propia y un ROV (Remotely Operated Vehicle) submarino para realizar inspecciones de forma remota. El puerto de Bilbao ha subrayado que este laboratorio “permitirá evaluar qué ocurre a los materiales, componentes y equipos cuando están sumergidos, en la zona atmosférica (por encima del agua, en la zona de splash (donde rompe la ola) y en el fondo marino”.

Las empresas offshore podrán predecir cómo van a comportarse los sistemas en el entorno marino

En este sentido, la institución ha remarcado que hasta ahora “esta información se obtenía de ensayos de laboratorio, pero los resultados no siempre son extrapolables a lo que sucede realmente cuando están en el mar”. De esta forma, ha añadido, “las empresas pueden predecir cómo van a comportarse los distintos sistemas a utilizar en un entorno marino para la investigación y desarrollo de nuevas soluciones y tecnologías destinadas a la industria offshore, lo que repercute en su seguridad y alarga su ciclo de vida”.