28 de noviembre de 2021 | Actualizado 8:31

Amazon abre en Madrid su primer centro en Europa dedicado a la entrega en el día

El nuevo hub logístico servirá para que los clientes del servicio Prime reciban sus pedidos en casa en menos de cinco horas
Amazon

El gigante Amazon ha situado en Madrid su primer centro en Europa dedicado en exclusiva al servicio de entrega en el día, que permitirá una mayor rapidez para las entregas en el mismo día para cientos de miles de productos. Situado en Coslada (Madrid), este edificio servirá como un mini hub logístico para que los clientes de Amazon Prime en la capital puedan recibir sus pedidos en menos de cinco horas desde que se efectúa la compra online. El marketplace considera este movimiento “un paso más” en la estrategia de quick commerce.

200 puestos de trabajo

El hub creará más de 200 puestos de trabajo y cuatro empersas de reparto locales aportarán conductores

El nuevo hub cuenta con 10.954 metros cuadrados de superficie construida divididos en tres áreas: 10.180 metros cuadrados para la planta baja, otros 106 para cuartos técnicos y 667 más en la primera planta. Además, posee 92 plazas de parking para furgonetas de reparto, cuatro muelles de inbound y en su interior dispone de 221 robots.

Los clientes podrán ver a partir de ahora en la plataforma de Prime los artículos que necesitan en el mismo día marcados con la etiqueta “Entrega hoy” en una docena de categorías, entre las que se incluyen higiene y cuidado personal, cocina, electrónica, artículos para bebés y artículos para mascotas, entre otros. El nuevo centro de Amazon en Coslada creará más de 200 puestos de trabajo y cuatro empresas colaboradoras de reparto locales emplearán a conductores para entregar los paquetes en el área metropolitana de Madrid.

“Esta es una muestra más de la pujanza de la Comunidad de Madrid a la hora de atraer inversiones, con el quinto polo de atracción logística del sur del Europa“, ha aseverado el consejero de Transportes e Infraestructuras de la Comunidad de Madrid, David Pérez. Por su parte, el director de Amazon Customer Fullfilment en Francia, Italia y España, Fred Pattje, ha calificado el nuevo edificio como “culminación de décadas de innovación”.

Según Amazon, la ubicación de las instalaciones ayudará a la empresa a reducir las emisiones de carbono mientras aumenta las velocidades de entrega. Esto se debe a que el nuevo centro en Madrid, así como otras instalaciones en las que el inventario de productos se encuentra cerca de los clientes, reduce la distancia del transporte y el recorrido que los conductores tienen que hacer para entregar los paquetes, según sostiene la multinacional.