17 de enero de 2022 | Actualizado 6:21
El consejero de Economia i Hisenda, Jaume Giró, el consejero de Polítiques Digitals i Territori, Jordi Puigneró, i la Presidenta de FGC, Marta Subirà, este lunes durante la firma del nuevo contrato programa 2022-2026 | FGC

FGC traza con la Generalitat una Catalunya “conectada, descarbonizada y digital”

El Ejecutivo catalán invertirá 955 millones en proyectos del operador ferroviario que se desplegarán en los próximos cinco años

Descarbonización de la movilidad, desarrollo territorial y digitalización son los tres ejes rectores del contrato programa 2022-2026, firmado este lunes entre el Ejecutivo catalán y Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC). Esta hoja de ruta para los próximos años asegura la financiación de la compañía ferroviaria pública y despliega sus proyectos estratégicos a corto y medio plazo. Para los próximos cinco años, la Generalitat aportará 955 millones de euros para llevar a cabo los proyectos pactados con FGC, lo que supone un aumento del 20% en materia presupuestaria.

En palabras del consejero de Economia i Hisenda de Catalunya, Jaume Giró, este contrato “ayuda a planificar adecuadamente y con ortodoxia financiera todas las necesidades y prioridades de FGC”. Por su parte, la presidenta de FGC, Marta Subirà, ha manifestado que, de esta forma, se prepara a la compañía “para dar un salto adelante más potente” que el alcanzado con el anterior contrato programa, que “sirvió para dar solidez a la estructura de la empresa y para consolidar el crecimiento de servicios e infraestructuras desde la ola de inversiones en la compañía entre 2005 y 2015”.

“Queremos ser parte sustancial de las transformaciones que nos esperan como país”
Marta Subirà Presidenta de Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC)

Por ejemplo, la presidenta de FGC menciona la línea histórica Barcelona-Vallès, que “verá como llevamos al máximo su capacidad con la implementación de un nuevo itinerario de servicio”. De este modo, en 2022 esta línea verá aumentar su capacidad y frecuencia con la llegada de las nuevas unidades 115, que reducirán los tiempos de salida de los trenes, cada cinco minutos desde Terrassa y Sabadell y cada 2,5 minutos desde Sant Cugat en horas punta. La otra gran línea metropolitana de Catalunya, la Llobregat-Anoia, también “será objeto de cambios muy relevantes”, con la prolongación entre Plaça Espanya y Gràcia (Barcelona), prevista entre 2026 y 2027, que permitirá conectar esta línea con la de Barcelona-Vallès. Marta Subirà ha avanzado que “en estos momentos está a punto el proyecto constructivo y pronto empezarán los desvíos de servicios para hacer posible esta nueva infraestructura”. Esta conexión permitirá aumentar la oferta de plazas de transporte público en 60 millones, según estimaciones del operador ferroviario.

Por otro lado, el consejero de Polítiques Digitals i Territori, Jordi Puigneró, celebra que “con esta nueva etapa, FGC sale con más intensidad a vertebrar otras partes del territorio”. En este sentido, la llegada del tranvía del Camp de Tarragona supondrá la materialización de un proyecto que “la ciudadanía lleva esperando desde hace muchos años”, apunta Subirà. Así, el horizonte para la licitación de su proyecto constructivo se sitúa en 2022 y se prevé que pueda estar listo en 2025. La provincia de Lleida también se verá beneficiada por importantes proyectos de expansión territorial, gracias a la llegada en 2022 de un nuevo tren en la línea Lleida-La Pobla de Segur, y en 2024 del servicio de la línea Lleida-Manresa. En este sentido, la presidenta de FGC ha asegurado que ya han adjudicado los cuatro nuevos trenes que operarán este servicio, “hecho que supondrá una importante modernización y un hito de país muy importante”.

Además, el nuevo contrato programa consolidará Manresa e Igualada “como puntos clave en el esquema de movilidad y transporte público de Catalunya”, asegura Subirà. En esta línea, “una de las protagonistas de la próxima década”, entrarán en 2022 en servicio las cinco locomotoras para mercancías adjudicadas el año pasado a Stadler Valencia. Otro de los grandes proyectos es la conexión rápida entre el Aeropuerto de El Prat y Barcelona, “para el cual hemos licitado diez nuevos trenes”, ha avanzado la presidenta de la compañía, “que dotarán a Catalunya de un sistema de transporte propio del siglo XXI en la principal puerta de entrada internacional de nuestro país”. Se prevé que esta conexión esté operativa de cara al 2024-2025.

Por último, aunque el contrato programa despliega los desarrollos a corto y medio plazo de FGC, también busca preparar a la compañía para los retos del largo plazo. En este sentido, se recoge que, a partir del 2030, se construirá un nuevo túnel que permitirá desdoblar la línea del Vallès desde Sant Cugat, se desarrollará el metro del Delta del Llobregat y llegará el tren de altas prestaciones entre Barcelona y Occitania.