30 de septiembre de 2022 | Actualizado 18:18

Las grandes navieras dejan a Rusia fuera del tráfico mundial de contenedores

Los puertos rusos mueven en su conjunto menos contenedores que Valencia, el primer recinto del sistema portuario español en este tráfico
First Container Terminal en San Petersburgo, Rusia | APM Terminals

La invasión rusa de Ucrania ha llevado a las grandes navieras de transporte de contenedores a suspender todas las reservas desde y hacia Rusia hasta nuevo aviso. Las compañías, principalmente euroeas, han indicado que se exceptúan “los productos alimenticios y los suministros médicos y humanitarios”. La mayoría de las navieras han anunciado esta suspensión en el día de hoy, aunque algunas ya lo hicieron hace unos días. En su conjunto, los puertos rusos movieron en 2020 cerca de 4,8 millones de teus, según datos de la Conferencia para el Comercio de Naciones Unidas (Unctad). Ese mismo año, solo el puerto de Valencia, el primero en contenedores del sistema portuario español, movió 5,4 millones de contenedores. El comercio exterior de Rusia se centra, principalmente, en materias primas y productos energéticos, dos tipologías de producto que no se mueven en contenedor.

Maersk ha ido un paso más allá: dado que “la estabilidad y la seguridad de nuestras operaciones ya se están viendo afectadas directa e indirectamente por las sanciones, se suspenden temporalmente las nuevas reservas en el ámbito marítimo, aéreo y ferroviario intercontinental hacia y desde Rusia”. El grupo danés ha manifestado que en el caso “de la carga que ya está en marcha y de las reservas realizadas antes de que se anunciara esta suspensión, haremos todo lo posible para entregarla a su destino previsto”. Por ello, prevé retrasos importantes, “ya que países como Bélgica, Alemania y Países Bajos están reteniendo a los buques en ruta hacia Rusia en busca de mercancías restringidas”. En este sentido, concretan que “las inspecciones de los cargamentos de exportación y transbordo con destino a Rusia están relacionadas con la aplicación de procedimientos para cumplir con las sanciones y los controles de exportación impuestos recientemente por diferentes jurisdicciones”. Maersk ha apuntado que, en cumplimiento de la normativa legal y sus políticas, “no podemos recibir ni realizar pagos a ningún banco ruso sancionado, ni a ninguna otra parte sancionada”.

La suspensión anunciada por las navieras no afecta a bienes de primera necesidad o suministros médicos

Mediterranean Shipping Company (MSC), la primera naviera del mundo por capacidad de transporte marítimo de contenedores, también ha anunciado “un paro temporal en todas las reservas de carga hacia y desde Rusia, cubriendo todas las áreas de acceso, incluyendo el Báltico, el Mar Negro y el lejano oriente de Rusia a partir de hoy, 1 de marzo”. La compañía suiza ha señalado que continuará “aceptando y examinando las reservas para la entrega de bienes esenciales” y ha añadido que ha estado operando “los servicios marítimo y terrestre hacia y desde Rusia cumpliendo las sanciones internacionales que le son aplicables”. Por su parte, la naviera francesa CMA CGM también ha comunicado la suspensión de las reservas hacia Rusia a partir de hoy y hasta nuevo aviso.

La compañía alemana Hapag-Lloyd ha sido de las primeras en anunciar la suspensión, concretamente el 24 de febrero. En su última actualización, ha explicado que las limitaciones “que se presentan por los repentinos cierres de puertos han afectado a las cadenas de suministro en muchas partes del mundo”. La naviera ha indicado que, por tanto, “ofreceremos una tasa de cambio de destino gratuita para los contenedores en tránsito y tasas de cancelación de reservas gratuitas para la carga entrante en ambos países”. En el caso de Ocean Network Express (ONE), esta suspensión se produjo en la jornada de ayer, en concreto “hacia y desde Odessa (Ucrania) y Novorossiysk (Rusia), hasta nuevo aviso, así como en el caso de San Petersburgo (Rusia), mientras evaluamos la viabilidad operativa”.