1 de julio de 2022 | Actualizado 17:50

Los resultados de Daimler Truck esquivan los cuellos de botella en el primer trimestre

La compañía prevé un aumento de las ventas de entre 500.000 y 520.000 unidades este año y espera un incremento de su volumen de negocio
Daimler Trucks

El fabricante de vehículos pesados alemán Daimler Truck ha comenzado 2022 con un incremento de unidades vendidas, ingresos y Ebit ajustado. A pesar de los continuos cuellos de botella en el suministro, Daimler Truck ha logrado crecer durante el primer trimestre del ejercicio. De hecho, los ingresos del grupo han aumentado el 17%, hasta los 10.600 millones de euros, en comparación con los 9.000 millones de euros del primer trimestre del año pasado. Esta subida se ha apoyado en un mayor número de vehículos vendidos, tanto de Trucks Norteamérica como de Mercedes-Benz, así como en la mejora de los precios netos y las contribuciones positivas del negocio de postventa y de vehículos usados.

109.000 unidades

Las ventas de unidades a nivel de grupo alcanzaron las 109.000 unidades, el 8% más respecto a 2021

La compañía considera que el entorno de la demanda sigue siendo fuerte y que su cartera de pedidos sigue aumentando “hasta alcanzar un nuevo nivel récord”, según su director financiero, Jochen Goetz. Alrededor de 139.000 unidades han marcado un alto nivel de pedidos en el primer trimestre del año. Las ventas a nivel de grupo aumentaron en el primer trimestre hasta alcanzar las 109.000 unidades, lo que supone un aumento del 8% respecto al mismo periodo del año anterior, cuando se alcanzaron las 101.000 unidades. El Ebit ha ascendido el 11%, hasta los 651 millones de euros. El Ebit ajustado de 604 millones de euros ha sido aproximadamente el 9% superior al del mismo periodo de 2021.

“Nuestros resultados positivos del primer trimestre demuestran que estamos en condiciones de mantener el rumbo también en un entorno más incierto”, afirma Jochen Goetz, que ha asegurado que la empresa confirma las perspectivas para 2022 y continúa con los planes fijados para 2025, a pesar de la escasez de microchips y los precios de las materias primas. Frente a ello, confía en la eficiencia logrado por la compañía con “la optimización de la asignación de semiconductores y el ajuste de los precios netos”. Desde la empresa, asegura Goetz, se están llevando a cabo políticas de gestión estricta de costes fijos para reducir el impacto de la guerra de Ucrania. Precisamente este conflicto y la salida de Daimler Truck de Rusia en febrero hasta nuevo aviso tuvo un efecto negativo de 170 millones de euros en sus cuentas. Sin embargo, Goetz asegura que “dada la fuerte demanda en otras regiones, el volumen perdido en los mercados afectados fue reasignado y absorbido inmediatamente por otros mercados”.

La compañía reafirma sus previsiones, pero las supedita a la guerra de Ucrania y a sus consencuencias

Daimler Truck estima que las condiciones en la economía seguirán siendo favorables para la demanda mundial de vehículos industriales para lo que resta de ejercicio. Por ello, prevé un aumento de las ventas de entre 500.000 y 520.000 unidades este año y espera un incremento de su volumen de negocio, aunque ni la compañía ni su director financiero han concretado una cifra concreta. No obstante, el fabricante de vehículos pesados ha supeditado estas perspectivas a la evolución de la guerra y a su impacto en la economía mundial. Tampoco descartan nuevas incertidumbres o disrupciones adicionales en la cadena de suministro por los efectos de la pandemia, especialmente en China, de donde provienen la mayoría de semiconductores, así como de los potenciales cierres de puertos y ciudades de ese país.