29 de junio de 2022 | Actualizado 18:16

Gefco se alía con Novatrans en una solución intermodal para Toyota entre España y Francia

Los contenedores con piezas de automóvil viajan en camión desde Barcelona a Perpignan y de allí en ferrocarril hasta Dourges (Pas de Calais)
Gefco

El operador logístico Gefco se ha aliado con la compañía francesa Novatrans para crear una solución intermodal para Toyota Motor Europe mediante un servicio de transporte de contenedores por carretera y ferrocarril entre España y el norte de Francia, con dos viajes diarios de ida y vuelta. Este servicio transporta por carretera piezas de automóvil en contenedores reutilizables desde una plataforma logística en Barcelona hasta la localidad gala de Perpignan, donde los contenedores son trasladados al ferrocarril en la terminal intermodal. Gefco ha señalado que el enlace ferroviario une Perpignan con Dourges (Pas de Calais).

La solución permite a Toyota reducir su huella de carbono en comparación con el anterior transporte por carretera

“En comparación con el anterior transporte exclusivamente por carretera”, ha indicado Gefco, “esta solución permite a Toyota reducir considerablemente su huella de carbono”. El operador logístico ha destacado que esta solución se basa “en la sólida asociación de 20 años que nos une con Toyota Motor Europe para suministrar piezas a las fábricas de Francia, Reino Unido y otros países europeos”. El director de Ventas y Marketing de Gefco Francia, Yvon Pasquiou, ha manifestado que una de sus prioridades “es encontrar soluciones para ayudar a nuestros socios de la cadena de suministro a reducir su huella de carbono”.

Pasquiou ha subrayado que los equipos de Gefco “han trabajado estrechamente con los de Toyota Motor Europe para diseñar un flujo de transporte a medida que reduzca la huella de carbono de nuestro cliente”. El operador logístico ha destacado que sus soluciones multimodales “están diseñadas para satisfacer la creciente demanda de flujos logísticos con una huella medioambiental reducida” y ha apuntado que protegen “a los clientes del impacto de los precios de la energía y de la escasez de conductores de camiones de larga distancia”.