29 de junio de 2022 | Actualizado 16:56

Los actores de la supply chain abogan por compartir datos como fórmula de futuro

Las compañías todavía acusan la falta de perfiles profesionales especializados en análisis de datos y soluciones de toma de decisiones
De izquierda a derecha, la customer service manager de Nestlé España, Nuria Piñol; la Supply Chain Senior Director de P&G y presidenta del CEL, Ana Isabel González; el general manager de Districenter, Pere Rosa, y el front end operations manager de Europastry, Mariano Pérez | P.B.

La digitalización completa de los procesos de la cadena de suministro será insuficiente sin la colaboración entre todas las partes implicadas. Y esto solo es posible si se comparten datos desde los fabricantes hasta el cliente. “No podemos pensar en competitividad y eficiencia sin colaboración”, especifica el director general de Districenter, Pere Roca, porque “hay despilfarros en toda la cadena que no serían así con colaboración”. Durante una jornada sobre transformación digital de las cadenas de suministro enmarcada en el SIL 2022, la presidenta del CEL y Supply Chain Senior Director de Procter & Gamble (P&G), Ana Isabel González, ha recordado que, “si bien hace años era una ventaja competitiva, hoy la colaboración hay que entenderla a otro nivel”.

Compartir datos ya es indispensable tras la pandemia y las distintas disrupciones de la cadena, en especial con la escasez de materias primas, de embalaje y del transporte, han corroborado los diversos actores presentes en la jornada organizada en el seno del SIL. “En el entorno en el que nos movemos, si no hay colaboración las cadenas de suministro van a tener dificultades para ser eficientes y ágiles”, ha destacado Ana Isabel González. Desde la perspectiva de Nestlé España, su customer service manager, Núria Piñol, asegura que esta colaboración ha de hacerse “a nivel interno”, mediante “la integración de toda las partes de las operaciones y también con los clientes”, y también a nivel externo. “Nos permite saber cómo actuar ante la volatilidad de la demanda y entender en todo momento lo que está sucediendo en el lineal”, añade.

“Hoy todavía esos datos no fluyen a lo largo de la cadena suficientemente”
Ana Isabel González Supply Chain Senior Director de P&G y presidenta del CEL

Sin embargo, la colaboración no está exenta de malentendidos: “A veces se confunde colaboración con una merma de competencia”, apunta Pere Roca (Districenter), “podemos competir o podemos colaborar para que sea lo más eficiente posible” y llegar de esta manera al consumidor. Por esta razón, el objetivo común debería ser “transformar el consumo” y así se generará valor. “Hemos cambiado nuestro centro de gravedad, hoy el consumidor está llevando las riendas de la demanda de forma directa”, asegura el director general de Districenter. Ahora, “la cadena de suministro hay que mirarla en el sentido end-to-end y más allá creo que habría que dar el paso de democratizar los datos”, ha destacado Ana Isabel González. “Hoy todavía esos datos no fluyen a lo largo de la cadena suficientemente y tenemos que movernos en un ecosistema digital entre todos los actores de la cadena de suministro”, ha añadido. Es lo que denomina ‘digital partner’ el business process manager (CoE logistics) de AkzoNobel, David Castilla: “Tiene que existir algo más allá del contrato”, explica, “ese beneficio de la digitalización tiene que repercutir en el resto de la cadena”.

“A veces se confunde colaboración con una merma de competencia”
Pere Roca Director general de Districenter

Para dar el salto completo hacia la digitalización, es necesario que los equipos estén capacitados en las nuevas herramientas digitales. “Todavía faltan perfiles profesionales”, asegura el front end operations manager de Europastry, Mariano Pérez, “las generaciones vienen muy formadas y las empresas cada vez demandamos esos perfiles”. Además de incorporar a las compañías personas con estas capacidades, “hay que hacer que los equipos actuales sean capaces de adquirir esos conocimientos”, señala Ana Isabel González, como el análisis de datos y soluciones de toma de decisiones. “La transformación digital se dará en la medida en la que podamos ser capaces de abrazar la transformación cultural en las empresas”, ha declarado la directiva de Procter & Gamble.

ROBOTIZACIÓN, GESTIÓN CRUZADA Y VISUALIZACIÓN EN TIEMPO REAL
La digitalización de las compañías comienza con la eliminación de la gestión burocrática. Aunque son varios los factores que intervienen en la transformación digital de una empresa: “La tecnología, el grado de madurez de la compañía, que acompañen las personas y la parte económica”, ha subrayado el director de Estrategia y Proyectos de ROR OL, Ricard del Alcázar. Sea como fuere, en el caso de Europastry, utiliza una plataforma digital donde los clientes pueden contratar el transporte y han eliminado la interacción humana de los conductores mediante los códigos QR para evitar las barreras idiomáticas a la hora de realizar las operaciones. “También ha sido un salto de transparencia”, afirma el Front End operations manager de Europastry, Mariano Pérez, porque ofrecen información de todas las operaciones en tiempo real y ofrecen informes personalizados a los clientes. Con el mismo objetivo, Nestlé España ha robotizado sus procesos más rutinarios, la confirmación de pedidos y la identificación de anomalías.

De la misma manera, P&G dispone de datos de sus puntos de datos par evitar los fuera de stock: “Gracias a estos algoritmos y soluciones tecnológicas, podemos aproximar el tema de disponibilidad del mundo de venta de una manera más productiva”, explica Ana Isabel González. En relación a la gestión de stocks, Districenter ha reducido al 90% el recorrido por el almacén a través de dar ubicaciones digitales a sus productos en los distintos canales. Al mismo tiempo, han integrado la gestión de la logística inversa en este proceso: “El cruzar la demanda de servicio de productos y la logística inversa reducen el 90% de los costes operativos”, añade Pere Roca.