28 de junio de 2022 | Actualizado 12:26

El puerto de Barcelona crea un grupo de trabajo para ganar resiliencia ante los ciberataques

El grupo de CiberResiliencia y Continuidad de Negocio Portuario planteará alternativas para mejorar la seguridad de las empresas portuarias
Autoridad Portuaria de Barcelona

La Autoridad Portuaria de Barcelona ha creado un grupo de trabajo de CiberResiliencia y Continuidad de Negocio Portuario (CRCN-Port). La iniciativa pretende dotar a las empresas de la comunidad portuaria de capacidad de respuesta ante las ciberamenazas. De este modo, el recinto se marca tres objetivos principales: la concienciación de la “importancia capital que tiene hacer del puerto un lugar ciberseguro”, compartir el conocimiento de las organizaciones de su comunidad logística y “definir procedimientos de continuidad de negocio interempresas” que permitan “garantizar el funcionamiento de la cadena logística en caso de padecer un ciberataque”.

El grupo de trabajo, que ha celebrado este lunes su primera reunión, está conformado por la subdirectora general de Organización y Recursos Internos del puerto, Catalina Grimalt, y el director general de Operaciones Portuarias y Mercancías, Quim Compte, así como empresas e instituciones del entorno del recinto: la Associació d’Agents Consignataris de Vaixells de Barcelona, la Corporació de Pràctics de Barcelona, Grimaldi Terminal Barcelona, APM Terminals Barcelona, Hutchison Ports BEST, Bergé y Portic, entre otras.

“Nuestro valor añadido para los clientes es la diferenciación en innovación y la digitalicación”
Catalina Grimalt Subdirectora general de Organización y Recursos Internos

“Nuestro valor añadido para los clientes es nuestra diferenciación por medio de la innovación y la digitalización”, ha manifestado Catalina Grimalt. Por ello, “aliento a las demás empresas a que se añadan al grupo pionero en el sector”. La subdirectora general de Organización y Recursos Internos ha destacado la importancia de que esta sea una iniciativa integradora, es decir, que implique a toda la comunidad portuaria, para evitar ciberataques “como el que sufrió hace tiempo el puerto y otras compañías del sector”, provocando consecuencias en la red corporativa y sus procesos.

La creación del grupo de trabajo CRCN-Port aspira a aumentar el valor añadido, “implementando innovaciones para ser más ágiles, más flexibles y más resilientes”, aseguran desde la autoridad portuaria, además de ganar “capacidad de sobreponerse a las disrupciones y adaptarse a los cambios”.  A partir de esta primera reunión, se irán definiendo en los próximos meses las estrategias concretas para lograr este objetivo.