5 de octubre de 2022 | Actualizado 15:44

Cosco Shipping Ports aumenta su tráfico en España durante la primera mitad del año

Sus terminales en Bilbao y Valencia han movido conjuntamente más de 1,8 millones de teus, el 2,7% por encima del primer semestre de 2021
Instalaciones de CSP Iberian Bilbao Terminal | J.C.P.

Las terminales de Cosco Shipping Ports Spain (CSP Spain) han superado los 1,8 millones de contenedores en el primer semestre del año, el 2,7% por encima de la cifra registrada en los seis primeros meses de 2021, según los datos que ha publicado la matriz Cosco Shipping Ports. Las instalaciones de CSP Iberian Valencia Terminal y CSP Iberian Bilbao Terminal han registrado en el mes de junio un movimiento conjunto superior a los 313.000 teus, el 1,7% por encima del movimiento alcanzado en junio de 2021. Las terminales españolas del gigante chino han alcanzado un resultado por encima del global de las instalaciones portuarias de la compañía, que con algo más de 50,2 millones de teus en el primer semestre, han visto descender el 1,7% sus movimientos con respecto a los seis primeros meses del año pasado.

El retroceso de la actividad en China ha motivado el descenso del 1,7% en el conjunto de las terminales

En este sentido, Cosco Shipping Ports ha señalado que el desempeño de sus terminales no chinas, entre las que se encuentran las dos españolas, ha crecido el 9,9% con respecto al año anterior, con un total de algo más de 15,6 millones de teus. El descenso en la cifra global de las terminales de la compañía ha sido motivado por el retroceso experimentado en China, que ha sido del 6,1% con respecto al primer semestre del año anterior, a pesar de una ligera recuperación del 2,6% en el mes de junio “gracias a una rápida recuperación del comercio en la región del Delta del Río Pearl y de la costa sudoeste”.

Por otro lado, Cosco Shipping Ports Spain continúa reforzando su apuesta por el ferrocarril y por la unión de sus terminales marítimas e interiores en España. Entre las actuaciones más destacadas en este sentido, está la formalización de la adquisición de la participación mayoritaria en la compañía ferroviaria Logitren, de la que la empresa asiática posee ahora el 51% tras comprarle una parte de sus acciones a Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana. El operador ferroviario ha pasado a denominarse CSP Logitren y ha cerrado un acuerdo con Stadler para incorporar a su flota dos nuevas locomotoras diésel-eléctricas Euro 4001, que entrarán en servicio a finales de 2024.