30 de septiembre de 2022 | Actualizado 18:18

DSV apuntala su crecimiento en la primera mitad del año con la aportación logística de Agility

La compañía registra una facturación de 16.639 millones de euros en la primera mitad del año, el 67,3% más que en 2021
DSV

La progresiva integración de Global Integrated Logistics (Agility) en los resultados financieros de DSV ha repercutido positivamente en los mismos. Hasta la primera mitad del año, el gigante logístico ha registrado una facturación de 16.639 millones de euros en la primera mitad del año, que se traduce en un crecimiento del 67,3% más que en 2021. Por su parte, el beneficio bruto ha crecido el 61%, hasta alcanzar los 3.621 millones de euros, y el EBIT (resultado neto de explotación) ha vuelto a doblar su cifra respecto al mismo periodo del año anterior (1.874 millones de euros). “Ya hemos completado la mayor parte de la integración del GIL, y podemos mirar atrás a una integración rápida y exitosa gracias a un sólido esfuerzo de toda nuestra organización”, ha declarado el consejero delegado de DSV, Jens Bjørn Andersen.

Por desglose de actividad, la división transitaria marítima y aérea ha conseguido un incremento de su beneficio bruto del 74,5%, hasta los 2.446 millones de euros, y del 10,5,3% de su EBIT (1.530 millones de euros) respecto al mismo periodo del 2021. Su crecimiento se sustenta en la inclusión de Agility, que ha suavizado el impacto de la disminución de la demanda global debido a la coyuntura macroeconómica. Si se desglosan, las cifras relativas al transporte aéreo y al marítimo crecieron el 19% y el 18%, respectivamente, a causa de factores como la falta de capacidad disponible, la congestión portuaria y las disrupciones de la cadena mundial de suministros, ha enumerado la multinacional danesa.

1.530 millones de euros

DSV consiguió un EBIT de 1.530 millones de euros en el primer semestre del 2022

Las mismas circunstancias, combinadas con la inflación, han beneficiado a la división del transporte terrestre de DSV. En los primeros seis meses del año, las actividades por carretera de la compañía registraron un crecimiento del beneficio bruto del 16,6%, hasta los 538,9 millones de euros, y un aumento del EBIT del 20,4% (142,9 millones de euros). A pesar de estos resultados, desde DSV apuntan que el crecimiento se ralentizó durante el segundo trimestre del año y los volúmenes de productos B2C, incluido del ecommerce, “han sido menores comparados con el mismo periodo del año pasado”. La capacidad se mantiene restringida por la entrada en vigor del Paquete de Movilidad de la UE a comienzos del año y al conflicto en Ucrania, que ha ocasionado la vuelta de muchos conductores ucranios a su país. Asimismo, los costes de transporte han aumentado durante el primer semestre del año en paralelo a la subida del precio del combustible.

+178,8%

La división de soluciones logísticas registra un crecimiento de su EBIT del 178,8% hasta mitad de año

Por otra parte, la filial de soluciones logísticas ha conseguido un incremento de su beneficio bruto del 65,3%, hasta los 624 millones de euros, mientras que su EBIT se ha disparado hasta los 207 millones de euros (+178,8% respecto al mismo semestre del año anterior). Según explica DSV, se ha producido un incremento de precios a los servicios de almacenamiento en la mayor parte de los países donde está presente por el crecimiento de la demanda de espacio en almacenes, los tipos de interés más altos y la inflación actual.

“La incertidumbre en la economía mundial se ha intensificado y la demanda de servicios de transporte de mercancías se ha suavizado en los últimos meses”, ha especificado Jens Bjørn Andersen, “aun así, grandes partes de las cadenas de suministro mundiales se enfrentan a la congestión, y nuestro objetivo sigue siendo ayudar y encontrar las soluciones adecuadas para nuestros clientes”. Basándose en los resultados obtenidos durante la primera mitad del año, DSV ha mejorado sus previsiones de cara al cierre del 2022 hasta prever un EBIT comprendido entre 3.089,6 y 3.358 millones de euros (anteriormente habían fijado este valor entre 2.821 y 3.089,6 millones de euros).