5 de febrero de 2023 | Actualizado 8:26
Autoridad Portuaria de Huelva

Un puerto de origen tartésico y con tintes mineros

La llegada de compañías mineras inglesas en el siglo XIX marcó el puerto de Huelva hasta su progresiva conversión en un recinto industrial

Hay un dicho onubense que reza: “Jamón y porrón hacen buena reunión”. Más allá del sentido culinario de la expresión, se ajusta como un guante al desarrollo histórico del puerto de Huelva, que, a lo largo de los años, ha actuado como motor de la ciudad. Hoy día, su infraestructura se extiende por 8,5 kilómetros de largo, formada por muelles tanto públicos como privados. Se trata de un puerto natural de estuario, en la desembocadura del Río Tinto, cuyo canal de entrada tiene una anchura de entre 200 y 300 metros y un calado de trece metros en bajamar. Pese a su origen en tiempos pretéritos, nos situamos en la antesala del 150 aniversario de la creación del germen de la actual Autoridad Portuaria de Huelva.

Las primeras evidencias datan de la época tartésica, que comprende desde el siglo XII a.C. al siglo V a.C., cuando la región gozaba de un gran flujo comercial gracias a la explotación de metales preciosos. Por este motivo, el puerto se convirtió en una zona de intercambio con fenicios y griegos, según destaca la archivista de la Autoridad Portuaria de Huelva, Ana Mojarro. “Todos los pueblos clásicos del Mediterráneo se han movido por la zona marítima onubense, que fue una de las principales áreas mineras del mundo conocido de entonces”, subraya. En aquel momento, las mercancías se canalizaban a través del río Tinto, que terminaba en la ría de Huelva antes de alcanzar el Atlántico. Sin embargo, el primer gran salto se produjo en el siglo XV, cuando los puertos de la región occidental de Andalucía se convirtieron en puntos de salida hacia las Azores, Canarias, África y, posteriormente, hacia el continente americano. En los siglos siguientes, la infraestructura onubense se desplazó hacia el sur y perdió trascendencia, a la vez que se consolidaba como enclave pesquero.

Cronología del puerto de Huelva

  1. Los tartessos

    Siglo XII aC

    Hay evidencias de puertos en la zona de Huelva desde la época de los tartesos, un pueblo del sudoeste de la Península Ibérica del siglo XII a.C. al siglo V a.C., que explotaba metales preciosos como oro, plata y cobre.

  2. El nuevo mundo

    Siglo XV

    Los puertos de la región occidental de Andalucía se vuelven puntos de salida a las Azores, Canarias, África y posteriormente el continente americano, potenciando su importancia.

  3. Huelva, capital de provincia

    1833

    La división provincial convirtió a Huelva en la capital de la provincia homónima. Uno de los motivos que inclinó la balanza a favor de la localidad onubense frente a otras ciudades de la zona fue, precisamente, la existencia de un puerto.

  4. Constitución de la Junta Especial de Comercio y Puerto de Huelva

    1873

    El 8 de diciembre de 1873 se constituyó la Junta Especial de Comercio y Puerto de Huelva, organismo que hoy ha evolucionado hasta ser la Autoridad Portuaria de Huelva.

  5. Construcción del muelle norte

    1908

    La actividad minera de la región fuerza al puerto a la construcción de un nuevo muelle, dedicado a los minerales.

  6. Nacimiento del Polo Industrial

    1965

    A partir de la década de los años sesenta del siglo XX, el puerto se agranda para reforzar su faceta industrial, saltando la Ría de Huelva. A partir de ese momento, el recinto evoluciona hasta ser una infraestructura de apoyo a toda clase de empresas que se ubican en su zona de servicio.

  7. Expansión meridional

    1981

    Con la construcción del dique Juan Carlos I, el puerto crece hacia el sur.

Durante el siglo XIX, dos factores alimentaron el despegue que se produjo en el puerto durante dicho periodo. En primer lugar, la división provincial de 1833, que convirtió a Huelva en la capital de la provincia homónima, a pesar de valorarse otras opciones como Moguer o Ayamonte. “Uno de los motivos que inclinó la balanza a favor de la localidad onubense fue, precisamente, la existencia de un puerto”, explica Mojarro. En 1855, hay constancia de que el Estado disponía ya de un muelle en propiedad, pero el movimiento de este era escaso y se dedicaba principalmente a la pesca y a mercancías ligeras. El otro motivo es el gran boom que se produjo con la llegada a la cuenca minera de diversas empresas inglesas que requerían de un puerto marítimo para dar salida a sus extracciones. De esta época datan el muelle-embarcadero de minerales propiedad de Rio Tinto Company Limited y el muelle-embarcadero de Tharsis Sulphur and Copper Company Limited. Junto a estas infraestructuras, se edificaron otras ya perdidas como los muelles del Norte, del Sur, de Hierro, el embarcadero de pasajeros o el muelle de la Reina de Palos de la Frontera. Muchas de ellas se encontraban conectadas a las propias vías de tren permitiendo así el desembarco directo del mineral en los barcos atracados en el puerto.

Raíles en el muelle norte a principios del siglo XX / Autoridad Portuaria de Huelva

En este contexto expansivo, el 8 de diciembre de 1873 y bajo la batuta de Manuel Vázquez López, se constituyó la Junta Especial de Comercio y Puerto de Huelva, una institución que hoy ha evolucionado hasta la Autoridad Portuaria de Huelva. Progresivamente, el tráfico se internacionalizó debido a los continuos intercambios con los mercados de Alemania y Reino Unido. Durante estas décadas, el complejo portuario de Huelva llegó a disponer de una red de vías férreas de más de 20 kilómetros, con material de tracción propio y cocheras para locomotoras. En este sentido, el muelle Norte, construido en 1908, estaba dedicado a los minerales y el muelle Sur, que data de 1888, se centrada en mercancía general. Unos años más tarde, en 1932, se puso en funcionamiento el muelle de Levante, construido a base de cajones de hormigón armado.

El puerto de Huelva mantuvo su perfil de puerto orientado a la minería durante gran parte del siglo XX. Sin embargo, a partir de 1970, la entidad recibe un revulsivo que modifica su identidad. “En ese momento, el puerto se vuelve industrial, se agranda y salta la Ría”, afirma la archivista de la Autoridad Portuaria de Huelva. De estado forma, el recinto pasa de enclave enfocado a la minería a ser una infraestructura industrial que vive de las empresas que se ubican en su zona de servicio. Esta renovación alteró la fisonomía de los muelles, por los que dejan de circular trenes, y se adaptaron al tráfico de camiones.

El puerto de Huelva en curiosidades

La distribución actual del puerto se remonta a hace sesenta años, cuando se dividió en dos partes: el puerto interior, compuesto por el muelle de Levante, y el puerto exterior, compuesto por un total de seis muelles. El primero está situado en el mismo término municipal de Huelva y se dedica a la pesca y al movimiento de cierta tipología de mercancías, aunque también alberga las cocheras de las antiguas locomotoras, reducto del paso de las empresas inglesas por la ciudad. El puerto exterior está situado en el término municipal de Palos de la Frontera. En 1965, se inició la construcción en la zona del Polo Industrial y los antiguos muelles ingleses y el antiguo muelle pesquero perdieron su actividad. Diez años más tarde, el puerto obtuvo una ampliación de su zona de servicio en la zona exterior y, a partir de entonces, actúa como enlace de las empresas del polo. En 1981, se construyó el dique Juan Carlos I, expandiéndose hacia la zona meridional.

En la actualidad, el puerto pretende alzarse como un actor estratégico en un escenario de transición energética y se considera “un motor económico de la provincia y la región”, según explica Pilar Miranda, presidenta de la Autoridad Portuaria de Huelva desde marzo de 2019. De hecho, según el Estudio de Impacto Económico del Puerto de Huelva 2020, la actividad que se realiza tanto en la industria portuaria como en la dependiente de esta genera un total de 36.589 empleos. Estos datos suponen el 19,4% del empleo en la provincia de Huelva y el 1,2% del total andaluz.

El puerto de Huelva se encuentra inmerso en un proceso integral de diversificación de sus tráficos

En las últimas décadas, la autoridad portuaria ha apostado por una diversificación de su actividad con la atracción de tráficos de mercancía general contener­izada a través de distintas líneas regulares hacia Europa e Islas Canarias. De cara a los próximos años, el puerto tiene previsto acometer “distintos proyectos en el muelle Sur, entre los que se incluyen una terminal de pasajeros, la ampliación norte del muelle, una doble rampa Ro-Ro para mercancía rodada y finalizar la construcción del hub logístico del frío“, detalla Miranda. El objetivo, según la presidenta del recinto onubense, es posicionarse como un “puerto multimodal de referencia en el suroeste europeo y puerta de entrada de mercancías del continente americano y norte de África, gracias a la posición geoestratégica y a la oferta integral de servicios para las navieras que pretendan operar en el arco suratlántico”. Además, el puerto ha iniciado el proceso de licitación de la ZAL con la previsión de estar operativa en los próximos años.

LA AUTORIDAD PORTUARIA DE HUELVA CUMPLE 150 AÑOS
En el marco del programa de celebración del 150 aniversario de la Autoridad Portuaria de Huelva, tendrá lugar el próximo 14 de diciembre el bautizado como Día del Puerto. Esta jornada se ha diseñado para erigirse como el acto inaugural de la conmemoración, albergando una primera exposición para conmemorar la efemérides: ‘Colón, monumento a la amistad con América’. En ella, se analizará el papel del puerto antes de la creación de la Junta Especial de Comercio y Puerto de Huelva. De cara a los siguientes meses, se desarrollarán diversas actividades como jornadas de puertas abiertas y exposiciones temáticas sobre la infraestructura onubense.