15 de abril de 2024 | Actualizado 6:37

La cuenta de resultados de Maersk en 2022 vuelve a batir todas sus marcas históricas

La ralentización de la demanda y la reducción de la congestión han normalizado el transporte marítimo a finales de 2022 y principios de 2023
APM Terminals

El gigante marítimo y logístico Maersk ha obtenido unos ingresos de 75.823,5 millones de euros en el año 2022, “en el que hemos registrado el mejor resultado financiero de la historia de la empresa”, ha asegurado el consejero delegado de la compañía, Vincent Clerc. Esta cifra es el 32% superior a la registrada durante el ejercicio anterior, y se sustenta “en un sólido rendimiento en todos los negocios durante las condiciones anormales del mercado en la primera parte del año”, ha destacado la multinacional. “A medida que se aliviaron las congestiones y la disminución de la demanda de los consumidores ha conducido a una importante reducción de existencias en todos los segmentos, la normalización esperada del mercado marítimo se ha iniciado en el tramo final del año”, ha apuntado el gigante danés. El Ebit de la compañía ha alcanzado los 28.710,6 millones de euros, el 57% más que en 2021, mientras que el beneficio después de impuestos se ha incrementado el 61,4% hasta los 28.125,4 millones de euros. En el acumulado de los últimos tres años (2020-2022), los beneficios netos del grupo Maersk han superado los 46.000 millones de euros, según cifras de sus informes anuales.

Vincent Clerc ha destacado que también “hemos llevado la colaboración con nuestros clientes a un nuevo nivel, apoyando sus cadenas de suministro de principio a fin en tiempos altamente perturbadores”. El consejero delegado ha destacado que a medida “que entramos en un año con perspectivas macro desafiantes y nuevos tipos de incertidumbres para nuestros clientes, estamos decididos a acelerar nuestra transformación empresarial y aumentar nuestra excelencia operativa para aprovechar las oportunidades únicas que tenemos ante nosotros”. En este sentido, el grupo danés ha indicado que mientras “que la ralentización de la economía mundial conducirá a un mercado más suave, en particular en el transporte marítimo, Maersk continuará persiguiendo las oportunidades de crecimiento en los segmentos de logística y terminales”.

“Estamos decididos a acelerar nuestra transformación empresarial para aprovechar las oportunidades”
Vincent Clerc Consejero delegado de AP Moller Maersk

La división de transporte marítimo “ha obtenido los mejores resultados de su historia en 2022 gracias a las elevadas tarifas de flete y a la fuerte demanda, especialmente en el primer semestre”. En este sentido, la compañía ha señalado que las tarifas de flete medias han sido “excepcionalmente altas y se han incrementado el 39% en comparación con 2021″. Los ingresos, cercanos a los 60.000 millones de euros, son el 33% superiores a los registrados en el ejercicio anterior a pesar de una reducción del 8,9% en el número de feus transportados, que ha sido de 11,9 millones (aproximadamente unos 23,8 millones de teus). “Este descenso se ha debido a una demanda débil en particular en la carga en los servicios Asia-Europa y Transpacíficos en el recorrido este-oeste”. AP Möller Maersk ha señalado que los costes operativos totales “se han incrementado el 14% debido al aumento de precios del combustible y los costes de manipulación de contenedores por la congestión y los cuellos de botella”.

Por lo que respecta a logística y servicios, los ingresos han aumentado el 47% hasta los 13.418,4 millones de euros “con una contribución orgánica del 21%”, ha matizado el grupo danés. “El crecimiento orgánico de los ingresos”, ha añadido, “ha procedido principalmente de los 200 principales clientes, ya que el negocio sigue desarrollando soluciones integradas para satisfacer las necesidades de la cadena de suministro de extremo a extremo”. Maersk ha subrayado que el crecimiento “ha sido especialmente fuerte en el sector del almacenamiento, donde la huella se ha duplicado con creces hasta alcanzar los 7,1 millones de metros cuadrados gracias a la adquisición de LF Logistics, que ha añadido 198 almacenes, un total de 3,1 millones de metros cuadrados”. El transporte ha visto crecer sus ingresos el 38% “impulsado por un aumento de los volúmenes intermodales debido a un mayor volumen procedente de la carga marítima. Por lo que respecta al transporte aéreo, el crecimiento del volumen de negocio “ha sido principalmente inorgánico desde Senator“, ha señalado la firma, “mientras que los volúmenes han sido el 29% superiores a los de 2021, con 211.000 toneladas”.

Los efectos del almacenamiento relacionado con la congestión han sido positivos hasta septiembre

El crecimiento de los volúmenes y los elevados ingresos de almacenamiento relacionados con la congestión han llevado a la división de terminales de Maersk (APM Terminals) a incrementar sus ingresos el 9,2%, hasta superar los 4.000 millones de euros. La compañía ha señalado que esta variable “han tenido un efecto positivo en las finanzas de las terminales en los tres primeros trimestres del año”. Sin embargo, ha añadido, “el cuarto trimestre ha visto un retorno hacia la normalización con la descongestión del complejo de terminales en Los Ángeles”. “Mientras los volúmenes en la costa oeste de Estados Unidos han mostrado un retroceso en el último trimestre de 2022, el resto de las terminales de la división han continuado en su mayoría sin afecciones por la debilitación de la demanda”, ha señalado la compañía danesa. Los volúmenes movidos en la terminales se han mantenido en cifras similares a las del año pasado.

UN ENTORNO DE DEMANDA MÁS EQUILIBRADO PARA 2023
En cuanto a las previsiones para el presente año, se basan “en la expectativa de que la corrección de las existencias se habrá completado a finales del primer semestre, lo que dará lugar a un entorno de demanda más equilibrado”. Maersk ha señalado que, para 2023, “se prevé un crecimiento moderado del PIB mundial y un crecimiento del mercado mundial de contenedores marítimos comprendido entre el -2,5% y el +0,5% y nosotros esperamos crecer en línea con el mercado”. Sobre la base de estas hipótesis, ha añadido, “para todo el año 2023 Maersk espera un Ebitda subyacente de entre 7.472,8 y 10.233 millones de euros y un Ebit subyacente comprendido entre 1.860,7 y 4.651,7 millones de euros”.