15 de julio de 2024 | Actualizado 10:12

Los prácticos de Sevilla acusan a la autoridad portuaria de incumplir la Ley de Puertos

La corporación ha trasladado una propuesta de acuerdo a la autoridad portuaria y niega el trasfondo reivindicativo de los parones
Autoridad Portuaria de Sevilla

La Corporación de Prácticos del Puerto de Sevilla y Ría del Guadalquivir ha reaccionado a la respuesta de condena que la Autoridad Portuaria de Sevilla, junto con otras entidades marítimas, dio a las demoras en su actividad. Lo ha hecho a través de un nuevo comunicado en el que la corporación de prácticos asegura que, “por medio de ProSevillaPort, se ha trasladado una propuesta de acuerdo” a la autoridad portuaria. De la misma forma, los prácticos han querido responder al requerimiento del puerto, según el cual, “se pone en cuestión la profesionalidad de los prácticos del puerto de Sevilla”. Desmienten que los parones tuvieran un trasfondo reivindicativo y acusan a autoridad portuaria y a Puertos del Estado de incumplir la Ley de Puertos.

Los prácticos denuncian que llevan prestando servicios más allá del límite legal de su licencia

Aunque comienzan su escrito lamentando la situación, los prácticos recuerdan que el servicio de practicaje está regulado por normativa legal a nivel europeo y que cada autoridad portuaria es responsable de cada recinto. De tal forma que es este organismo el que debe aprobar un pliego de prescripciones en el que describir cómo prestar el servicio, el número mínimo de prácticos y las tarifas de cobro. “El servicio lo puede prestar directamente esa autoridad portuaria o conceder una o varias licencias”, argumenta la corporación en su texto, para señalar a continuación que en España “no hay ningún puerto con más de una licencia”. La corporación denuncia que, pese a que el mandato legal ordena que ninguna licencia puede durar más de diez años, los prácticos de Sevilla “han venido prestando el servicio de practicaje desde que se aprobó la Ley de Puertos”, hace ahora 31 años.

De igual modo, señalan que el texto refundido de dicha norma, promulgado en 2011, “ordenó que todas las licencias y concesiones portuarias que hubiesen excedido el plazo máximo de duración legal tenían que adaptarse en el plazo de un año”. La corporación de prácticos cree que “Autoridad Portuaria de Sevilla y Puertos del Estado han incumplido este mandato legal”, pese a que el organismo de practicaje, aseguran, “venía demandando un pliego actualizado que se adecúe a la singularidad del puerto de Sevilla”.

La corporación de prácticas acusa a la autoridad portuaria de hacer oídos sordos a sus ofrecimientos

Por otro lado, la corporación afirma que tampoco han optado a una licencia mediante un concurso celebrado el 20 de abril de este año que, denuncian, finalmente quedó desierto. “Desde esa fecha hasta el 12 de mayo, la autoridad portuaria no ha adoptado medida alguna para garantizar la prestación del servicio, más allá del término del plazo del 14 de mayo en que vencía la última prórroga”, afirma la entidad. De igual modo, los prácticos han desvelado que el 12 de mayo acordó de forma unilateral una nueva prórroga, “que ha sido rechazada expresamente por la corporación en el ejercicio legítimo de su derecho”, afirman los prácticos. Antes de esa fecha, los prácticos afirman que previeron el escenario que podía presentarse, y que por ello han estado “ofreciendo todos los medios humanos y materiales” para que la autoridad portuaria pudiese prestar el servicio, “sin haber obtenido respuesta alguna”, concluye el organismo.