20 de mayo de 2024 | Actualizado 5:38

Grupo Sesé extiende al primer semestre del año su crecimiento a doble dígito

La compañía superaría los mil millones de euros en ingresos este año si se igualan en la segunda mitad del ejercicio los datos del primero
Roebuck

El operador logístico Grupo Sesé mantiene en el primer semestre de 2023 su estela de crecimiento de dos dígitos. La compañía ya cerró el ejercicio 2022 con un incremento de facturación del 23%, hasta los 854 millones de euros, y ahora registra un aumento del 25% respecto a la primera mitad del año pasado. Concretamente, Sesé ha facturado un total de 510 millones de euros, con un Ebitda de 27 millones de euros, “el 5,5% de las ventas totales en los seis primeros meses del año”, han puntualizado sus fuentes. Si se mantiene un volumen de negocio similar a la primera mitad del ejercicio durante el segundo semestre, la compañía superaría por vez primera la cota de los mil millones de euros en ingresos.

Sesé destaca el avance de su negocio en Estados Unidos y América tras su crecimiento

“La apuesta por el desarrollo de nuevos negocios, la diversificación, la integración de servicios, así como una amplia y creciente huella geográfica a nivel internacional, han permitido consolidar el modelo de negocio de Sesé como gestor integral de la cadena de suministro”, han añadido desde la compañía. Asimismo, también señalan “proyectos estratégicos como el de ensamblaje de módulos para automoción”, una división que la compañía internacionalizó en el último año, o “el desarrollo positivo del negocio en regiones como Estados Unidos y México”. El operador también puso en marcha proyectos logísticos en Alemania y Países Bajos en 2022.

Su presidente, Alfonso Sesé, ha manifestado que “tenemos el propósito claro como compañía de transformar la cadena de suministro del futuro, y ahora más que nunca contamos con los ingredientes necesarios para conseguirlo”. Entre ellos, ha enumerado el crecimiento de sus resultados económicos, pero también “el máximo compromiso con nuestros empleados, clientes, sociedad y entorno general en el que operamos”, y “una nueva identidad corporativa adaptada a las necesidades actuales del mercado”, refiriéndose al rediseño de los logotipos de marca de la empresa.