20 de mayo de 2024 | Actualizado 8:38

Sevitrade descarga en Sevilla los primeros barcos con maíz de Ucrania desde la guerra

La relajación del frente oeste del conflicto ha propiciado el transporte del cereal en barcos más pequeños y óptimos para el recinto andaluz
Sevitrade

El operador de terminales Sevitrade ha recuperado este mes de septiembre unos tráficos de maíz ucraniano que había perdido con el estallido del conflicto armado en el país eslavo. La compañía ha informado de la llegada de dos buques de tamaño mediano con esta mercancía a sus instalaciones sevillanas, uno a principios de mes y el otro recientemente.

Según sus fuentes, “con las restricciones a la importación de maíz, con motivo de la guerra, los clientes, ya fueran grandes o pequeños, se unían para fletar barcos gigantes -de 50.000 o 60.000 toneladas-, los cuales llegaban a los grandes puertos”. Ello habría desviado los tráficos a puertos como Tarragona, Valencia o Cartagena, en detrimento de recintos como Sevilla, han explicado. Con el desplazamiento del frente bélico al este y el sur de Ucrania, esos tráficos habrían vuelto a servirse de barcos medianos o pequeños, que sí pueden operarse en Sevilla.

Los tráficos de maíz se embarcan por el oeste de Ucrania a través del Danubio

El “relajamiento” en el frente oeste ucraniano, sumado a la bajada de los fletes, está llevando los tráficos de maíz ucraniano a los puertos del Danubio y de ahí a Rumanía o Bulgaria, desde donde se embarcan hacia España. “Con la regularización de los precios y con un suministro de maíz más continuo, los clientes se han desvinculado de esas grandes compras y están volviendo a la normalidad”, han precisado desde Sevitrade. “No es el mismo goteo de antes, pero es un primer paso que invita a confiar que la situación va mejorando”.

15.000 toneladas de maíz

El segundo bulk carrier en descargar en Sevilla traía 15.000 toneladas de maíz ucraniano

La empresa confía en que “la cercanía del puerto de Sevilla con respecto a los centros productores/consumidores, sumado a las capacidades de su empresa para operar y almacenar todo tipo de graneles” conviertan al recinto andaluz en un punto estratégico para las partidas de harinas, cereales y piensos. Las instalaciones del operador en Sevilla, en la Terminal Portuaria Esclusa, cuentan con capacidad para almacenar 500.000 toneladas de graneles sólidos.

Según ha informado la compañía estibadora, el segundo -último hasta la fecha- bulk carrier que ha desembarcado en su instalación llevaba 15.000 toneladas de maíz procedente de Ucrania. Su descarga se ha realizado en 48 horas, “empleando para ello dos grúas de alta capacidad que trabajaron en tándem ininterrumpidamente”. El operador ha recordado que antes de la invasión rusa de Ucrania sus tráficos de maíz se acercaban a las 100.000 toneladas anuales.