15 de julio de 2024 | Actualizado 10:12

Rafael Fernández presidirá la asociación mundial de empresas de suministro a buques

El español es consejero delegado de Bayport Global Supplies y presidente de Aesmar y asumirá el cargo el próximo 1 de enero
de la Asociación Internacional de Proveedores y Servicios Marítimos (ISSA, por sus siglas en inglés), Rafael Fernández | ISSA

El español Rafael Fernández ha sido elegido próximo presidente de la Asociación Internacional de Proveedores y Servicios Marítimos (ISSA, por sus siglas en inglés), el organismo comercial mundial que representa los intereses de 1.500 proveedores de buques de todo el mundo. Fernández es consejero delegado de Bayport Global Supplies, presidente de la Asociación Española de Suministradores Marítimos (Aesmar) y ha formado parte del comité directivo del ISSA durante 12 años. Ahora asumirá el cargo de presidente a partir del próximo 1 de enero sustituyendo al emiratí Saeed Al Malik.

Las 40 asociaciones nacionales del ISSA eligieron a Fernández durante una votación previa a la conferencia del organismo de este año en Dubai (Emiratos Árabes Unidos) el 25 y 26 de octubre. Tras su elección, elogió la labor de Al Malik, “que ha creado unos buenos cimientos para que ISSA continúe su crecimiento”. El nuevo presidente ha afirmado sentirse “encantado” de haber sido elegido para el puesto y ha asegurado su compromiso con “asegurarse de que ISSA sigue representando los intereses del sector marítimo mundial”.

Del mismo modo, ha prometido seguir trabajando con las asociaciones internacionales de armadores y administradores de buques. “El comercio mundial necesita buques y los buques no pueden viajar sin ser abastecidos, por lo que el trabajo de nuestros miembros es vital en todo el mundo”. Además, Rafael Fernández ha aprovechado su nombramiento para anunciar que la convención del organismo del año que viene tendrá como sede Sevilla.

El futuro presidente de la asociación ha dejado marcadas las líneas básicas de lo que será su hoja de ruta durante su mandato, que pasarán por establecer estructuras para influir en la política y los legisladores “con el fin de crear leyes mundiales de suministro de buques favorables al sector”, afirma. Para ello, la organización trabajará con entidades como la Organización Mundial de Aduanas (OMA) y la Organización Mundial del Comercio (OMC), así como con la Organización Marítima Internacional (OMI), para apoyar los esfuerzos de los grupos de presión nacionales y regionales de nuestros miembros. Por otro lado, buscará aumentar la cantidad de miembros de ISSA y apoyar sus actividades empresariales.