23 de octubre de 2020 | Actualizado 20:09

FGC reactiva las obras paradas por el coronavirus

La empresa pública retomará las actuaciones de manera gradual y garantizando la seguridad y salud pública de los trabajadores
Vista aérea de obras en las líneas de FGC | FGC

Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunay (FGC) ha reiniciado las obras paradas durante el estado de alarma, después de haber recibido el visto bueno por parte del Govern catalán. Tal y como ha informado el operador ferroviario, la reactivación de las obras, así como los contratos de servicios suspendidos, serán graduales y “garantizarán en todo momento las medidas de seguridad y salud pública”. Entre las actuaciones destacan algunas como la reforma del centro operativo de Martorell; las obras de reposición de activos y rehabilitación de túneles, particularmente en la línea Llobregat-Anoia; la extensión de catenarias en diferentes puntos; y las obras de refuerzo de taludes y vertientes, entre otros.

A pesar del parón, FGC ha proseguido en este periodo con actuaciones de carácter básico para el mantenimiento del servicio “con seguridad y calidad”, así como las actuaciones de emergencia, entre las que se incluye la reparación de los desperfectos causados por los temporales Gloria, Dana o los chubascos de abril. “Como empresa pública, hemos continuado dando impulso a los procedimientos de contratación pública y hemos velado por asegurar la liquidez de nuestros proveedores con dos objetivos: adoptar medidas que permitan aliviar el impacto económico que los efectos del Covid-19 están causando en la actividad y ser un actor en la reactivación de la economía”, ha señalado el presidente de FGC, Ricard Font.

Por otra parte, durante la emergencia sanitaria, FGC ha continuado impulsando un procedimiento de reactivación de algunos expedientes, tanto de licitación como de adjudicación. En concreto, desde el 13 de marzo se han impulsado 138 en total: 76 de licitaciones; 54 de adjudicaciones y formalizaciones; y 8 de emergencia. En este sentido, la empresa pública catalana ha remarcado su compromiso durante el periodo para cumplir con las obligaciones económicas de sus proveedores, especialmente con las pequeñas y medianas empresas (pymes).