27 de mayo de 2024 | Actualizado 10:47

Ximenez Group optimiza rutas en el despliegue de la iluminación navideña de Vigo

La empresa de iluminación ha analizado las rutas de sus vehículos en el montaje y el desmontaje para reducir emisiones
Ayuntamiento de Vigo

La ciudad de Vigo alberga ya más de 10.000 destellos lumínicos con la colaboración de Ximenez Group. Desde 2017, esta empresa ha sido la responsable de diseñar e instalar los elementos decorativos que transforman las calles de Vigo en un escenario de carácter navideño. Según el delegado comercial en la zona norte de Ximenez Group, Ramón Zapata, la relación con la ciudad de Vigo comenzó en 2017 cuando ganaron el concurso público para diseñar e instalar los elementos decorativos de la ciudad. Este año, tras ganar nuevamente el concurso público del Concello, se han adjudicado la responsabilidad de iluminar la ciudad en Navidad durante los próximos cuatro años y han puesto en marcha medidas, como la optimización de rutas, para mejorar la sostenibilidad de las labores logísticas y de transporte que hacen posible su montaje y desmontaje.

La compañía mantiene un stock de seguridad del 5% de la luminaria contratada para evitar contratiempos

En cuanto a la logística, las luces se almacenan en instalaciones de más de 5.000 metros cuadrados en Vigo. Estos elementos son revisados durante todo el año para garantizar su rendimiento en la siguiente temporada navideña, han explicado desde la compañía. El transporte se realiza en tráileres, remolques y furgonetas de carga con el objetivo de realizar las labores con mínimo de impacto en la huella de carbono y también de garantizar la seguridad del producto. Sobre la cuestión de la sostenibilidad, “la empresa analiza y optimiza rutas para reducir la huella de carbono”, ha señalado Ramón Zapata. “Hemos analizado los desplazamientos de nuestros vehículos optimizando las rutas para provocar la menor contaminación medioambiental. Nuestra empresa fue reconocida como ejemplo empresarial de actuación contra el cambio climático”, ha manifestado Zapata.

En el último pliego del concurso en el que se adjudicó la iluminación de Vigo a Ximenez Group por cuatro años más, se establece que el adjudicatario deberá disponer y mantener, durante todo el periodo de puesta en marcha, un stock de seguridad de al menos el 5% de elementos idénticos a los suministrados en el contrato. Este stock está físicamente accesible en un lugar designado por el adjudicatario, sujeto a revisión por los técnicos municipales durante el periodo de montaje, pruebas y en cualquier momento del periodo de ignición. “La relevancia de la iluminación en la ciudad exige una planificación meticulosa, iniciando el montaje con suficiente antelación”, según el delegado comercial en la zona norte de Ximenez Group. Por ello, conscientes del ritmo diurno de la ciudad, los trabajos se ejecutan en horas nocturnas.