23 de septiembre de 2020 | Actualizado 18:01
Nueva nave de Agility en el puerto de Barcelona | ZAL Puerto de Barcelona

Agility estrena plataforma de 11.200 metros cuadrados en la ZAL del puerto de Barcelona

El operador logístico firmó un acuerdo con Cilsa en 2018 para su construcción con el objetivo de dar respuesta a su crecimiento de los últimos años

La sociedad gestora de la Zona de Actividades Logísticas (ZAL) del puerto de Barcelona, Cilsa, ha entregado al operador logístico Agility Spain una nave de 11.221 metros cuadrados, de los cuales 957 metros cuadrados corresponden a oficinas. Ambas compañías firmaron un acuerdo en noviembre de 2018 para su construcción llave en mano, en un proyecto mediante el cual Agility pretende dar respuesta al crecimiento que ha experimentado en los últimos años en los ámbitos de servicios de logística, transporte multimodal y distribución para empresas industriales, de servicios y retail. La construcción está ubicada en una parcela con una dimensión total de 15.883 metros cuadrados.

La nave está equipada con placas fotovoltaicas en la cubierta para autoconsumo

La nueva plataforma cuenta con certificación LEED Gold y “está dotada con la más moderna tecnología para la actividad logística”, según ha explicado el operador logístico y Cilsa en un comunicado conjunto. Concretamente, se ha implementado un sistema integrado de gestión de edificio para el control que gestiona la iluminación artificial mediante LEDs de bajo consumo regulables y la iluminación natural, que supera el 5% de superficie libre de lucernarios. Además, se han instalado placas fotovoltaicas en la cubierta que producirán energía para un autoconsumo pico de 25 kilovatios por hora, en línea con su compromiso medioambiental.

Otras características de las instalaciones son una altura libre de 11 metros en la zona de almacenaje, una envolvente del edificio mediante panel sándwich prefabricado aislado y una cubierta deck construida en el mismo lugar. Por otra parte, la parcela se dota con 56 plazas privadas de aparcamiento distribuidas en dos zonas y 25 muelles de carga con puertas seccionables automáticas y abrigos exteriores. Esta entrega se enmarca en los proyectos de nueva construcción que Cilsa desarrolla en estos momentos y que suman una nueva superficie de 270.000 metros cuadrados. Una vez finalizados estos proyectos, se prevé que la zona de actividades logísticas disponga de más de 920.000 metros cuadrados construidos.